sociedad

Isabel Duque, la Psicowoman: “Todo lo que no interesa al sistema lo llaman ‘estar loco”

La psicóloga y youtuber Isabel Duque visitó recientemente Tenerife para ofrecer talleres y charlas de sexualidad en diferentes institutos y lugares de la Isla
Isabel Duque, la Psicowoman.
Isabel Duque, la Psicowoman.
Isabel Duque, la Psicowoman.

Por Cristina Mahelo, Técnica de comunicación en AFES Salud Mental

En su visita a Tenerife la psicóloga y youtuber Isabel Duque impartió talleres y charlas de sexualidad en diferentes institutos y lugares de la Isla. En medio de su amplia agenda de actos, que fueron organizados por la Concejalía de Educación y Juventud del Ayuntamiento de El Rosario, aprovechamos para charlar con ella de feminismo, empoderamiento sexual, salud mental, Radio Himalia, redes sociales, y mucho más…

– ¿Quién es la Psicowoman y cuándo y por qué surge el proyecto?

“La Psicowoman es un proyecto activista que de alguna forma trata de acercar temas que preocupan a la gente joven y no tan joven: sexualidad, psicología, consumo… Y todo ello desde una perspectiva de género incorporada. Yo, Isa Duque, soy psicóloga y sexóloga, y hace cinco años cuando preguntaba en los talleres que hago en institutos qué les socializaba llega un momento en el que me empiezan a decir que pasan de las series, de las pelis, de las revistas… y me empiezan a hablar de las youtubers. En ese momento empiezo a analizar con eso que llamamos las “gafas violetas” o “gafas de género” a muchos de los y las youtubers más seguidos, y me doy cuenta de que mucho contenido que hay en Youtube está cargado de prejuicios sexistas, de violencias contra las mujeres, etc. Ahí empiezo a decir “¡Madre mía, hay que hacer algo!”. Así es como empiezo a hacer talleres en los que contribuyo a deconstruir todos esos mensajes que llegan a través de esa plataforma. Pero claro, para mí no basta con deconstruir, y buscaba canales o referentes para construir nuevos mensajes. Hace cinco años yo no encontraba ese tipo de referentes para adolescentes. Para personas más mayores sí, pero para adolescentes no. Ahí me vine muy arriba, porque yo nunca me había puesto delante de una cámara y era todo muy nuevo para mí. Contraté un equipo audiovisual, porque no tenía ni idea de esos temas, y de allí salió ese canal, que se llama La Psicowoman porque en un instituto un chico llegó con un papelito y me dijo: “Oye, que he pensado que si te haces youtuber te podrías llamar así”. Y en ese papelito ponía ‘Psicowoman'”.

– ¿A qué crees que se debe la falta de educación sexual en la sociedad y el miedo que genera hablar de sexo?

“La educación sexual integral no ha existido y no existe. Vivimos en una sociedad con una doble moral muy fuerte, en la que por un lado vemos la tele o escuchamos canciones y en todos lados todo está hipersexualizado, pero luego sobre estos temas no se habla o no se tiene la información. Sigue pasando esto”.

– ¿Crees que para tener una buena salud mental tenemos que gozar de una buena salud sexual?

“¡Claro! Yo creo que todo está interrelacionado: las emociones, la sexualidad, el género, el cuerpo… La sexualidad es algo que nos atraviesa. Muchas veces pensamos en la sexualidad y se nos viene a la mente el coito de una pareja joven heterosexual con penetración vaginal. Y claro, la sexualidad es todo, es como te sientes con tu cuerpo, son miradas… La sexualidad es deseo, son emociones, es atracción. Entonces sí, todo va muy relacionado. Fíjate, esta mañana había en un instituto un chico de 17 años que a raíz de un encuentro sexual donde parece ser que ella se queda embarazada, él no entiende muy bien lo que ha pasado porque usaron protección. Pues el chico contaba que llegó a ir al psicólogo a raíz de este tema para poder entender todo. Así que sí, todo se relaciona. Le podemos hacer más o menos caso, porque a veces negamos o no hablamos cuando no estamos bien, pero al final vemos como nuestra salud sexual y mental se relacionan”.

– El sexo y la salud mental son dos temas con muchos tabúes sociales, ¿cómo podemos sacar estas dos temáticas tan importantes a la calle y romper con los mitos y prejuicios que existen alrededor de ellas?

“Pues hablándolos, naturalizándolos, normalizándolos y mostrando nuestra vulnerabilidad. Mira, yo por ejemplo estoy muy a tope en Instagram, y esa red social me ayuda a lo que quiero: poder hacer directos, observar cómo piensan las jóvenes de hoy en día, responder a sus dudas… Y el Instagram es una red en la que, ya sabemos, hay mucho postureo. Muchas influencers ponen una foto de su desayuno, y luego ves la parte de atrás y es todo mentira… Pues fíjate de qué forma, por ejemplo, a través de Instagram o de un canal de Youtube puedes hablar también de todo lo que no está bien. Es curioso, porque yo siempre digo que yo utilizo las redes como me interesa y cada vez que pongo algo donde no estoy mostrando que todo está super bien, como puede ser que estoy mala con mocos, la gente me envía mensajes diciéndome “gracias”. Fíjate qué chorrada.

Para los que nos dedicamos a dar charlas y que de alguna forma, quieras o no quieras, hay momentos en los que te vuelves referente, es super importante hablar de tus vulnerabilidades, de tu propia sexualidad… Yo siempre digo que soy sexóloga y psicóloga por algo. Hay que hablarlo y creo que ya urge hacerlo. Yo muchas veces veo el cartel de algunas conferencias con la típica foto de un o una coach y un letrero que pone “si pones empeño en ello todo va a estar bien”, y es como ¡sí, claro!.. Entonces, yo creo que una de las claves puede ser ésta, el utilizar las redes para hablar también de nuestras vulnerabilidades, de las emociones, de cuando estamos desbordados, y que eso también es la vida y las personas”.

– En tus vídeos, charlas y talleres apuestas por una educación sexual feminista, ¿por qué es tan importante incorporar la perspectiva de género a la sexualidad?

“Yo te diría que es importante incorporarla en todo. Es que no se puede no hacer. Claro, vivimos en una sociedad en la que por nacer con unos genitales u otros ya nos asignan un género u otro y ya nos ponen una cantidad de valores, capacidades, habilidades, gustos, deseos, supuestas formas de cómo tenemos que funcionar en la sexualidad… y todo eso es una construcción social que hace muchísimo daño y que nos oprime mucho. No puede haber una educación sexual exenta de perspectiva de género o exenta de una mirada feminista. Entonces estarías pasando por alto todas las repercusiones que tiene el sistema patriarcal en todas las personas”.

– Existen personas con problemas de salud mental a las que recetan ciertos psicofármacos que afectan a su sexualidad (líbido baja, falta de autoestima, etc). Esto es un tema que no se está tratando y en el que está en juego la salud sexual de las personas afectadas. ¿Qué opinas sobre esto y qué consejo le darías a alguien que esté pasando por esta situación?

“Para mí la clave no es qué les diría a estas personas, sino qué les diría a los profesionales de la salud. Les diría que se pusieran las pilas. Esto pasa mucho y sobre todo en mujeres. En hombres también, pero igual les recetan medicamentos y les dicen que les puede afectar a la erección, y si es así que acudan de nuevo al médico. Pero parece que la sexualidad de las mujeres no importa. Y además, parece que la sexualidad de las personas con diversidad funcional o neurodiversidad tampoco. Yo trabajaba en asociaciones con personas con diagnóstico en salud mental y con diversidad funcional sobre sexualidad y paré, porque me di cuenta que donde hay que trabajar es sensibilizando a la sociedad en general.

A una persona que se encuentre en esa situación le diría que tiene derechos, que tenemos una Carta de derechos sexuales y reproductivos. Que sepamos que hay un marco legislativo y que tenemos derecho a nuestra salud en un plano holístico, que tenemos una Ley Orgánica del 92, si no me equivoco, que habla del derecho a la sexualidad. Y también, que podemos pedir y exigir que el o la profesional que está al otro lado se ponga las pilas y nos de respuesta”.

– Utilizas habitualmente el hashtag #TodaLoca. ¿Qué significa para ti estar “toda loca” y qué importancia tiene para las mujeres apropiarnos de esta expresión?

“En mi canal está el manifiesto “Toda Loca”, en el que básicamente lo que cuento es que cada vez que las mujeres o las personas socializadas como mujeres hacemos algo que el sistema patriarcal dice que es algo que no podemos hacer como mujer o nos salimos del rol que se espera de nosotras se suelen usar las expresiones de “loca”, “histriónica” o “histérica” para desacreditarte. Yo lo que hago con esto es coger la palabra, le doy la vuelta y digo que si estoy loca por permitirme vivir más libre dentro de este sistema que me quiere sumisa, pasiva, callada… pues yo ‘Toda Loca’”.

– No sé si estás al tanto de la celebración del Orgullo Loco o MadPride, pero este movimiento manifiesta y reivindica a nivel mundial que estar orgullosos de estar “loco” o “loca” es terapéutico. Así, las personas con problemas de salud mental se reapropian de los términos que históricamente han sido negativos alrededor de la locura y les dan nuevos significados. ¿Crees que hay similitudes en las reivindicaciones feministas del hashtag #TodaLoca y las manifestaciones que se realizan alrededor del mundo por el Día del Orgullo Loco?

“Yo creo que sí. Yo lo descubrí el año pasado cuando se hizo en España por primera vez y me llamó muchísimo la atención. Creo que sí, que van en la misma línea de quitar todo ese estigma y de reapropiarnos de todo esto. Véase el libro de La locura como superpoder (de Jara Pérez López), todo un ejemplo de ello. Todo lo que no le interesa al sistema lo llaman “estar loco”, pues vamos a darle la vuelta a esto”.

– Desde AFES Salud Mental introducimos y trabajamos el empoderamiento desde los dos movimientos sociales que estamos nombrando: el feminismo y la salud mental. Esto se hace a través de plataformas como Radio Himalia, un proyecto en primera persona en el que se realiza un programa radiofónico hecho desde “la locura” para hablarle a la sociedad de temas de nuestro día a día que atraviesan la salud mental de todos y todas, entre ellos la sexualidad. ¿Crees que con la presencia de plataformas como Radio Himalia y canales de Youtube como el de La Psicowoman se contrarresta o se aporta otra visión sobre la desinformación que existe en las redes sociales y los medios de comunicación?

“Contrarrestar es complicado… Además, ya sabes que en Youtube y en las demás redes todo lo que son mensajes cargados de rabia, de violencia o de miedo se viralizan. Pero creo que crear espacios de contrainformación es totalmente necesario. Y creo también que como usuaria de Youtube para las cosas que me interesan, investigando y llegando a estos espacios puedes llegar a sentir que no estás sola, solo o sole. Eso ya es muchísimo. De repente hay otra gente que está en vuestra misma onda pero está en un pueblo de Extremadura, por poner un ejemplo, y os conoce y os escucha y hace alianzas y os sigue y llegar a hablar para hacer algo juntos. Eso es una maravilla, y eso también lo promueven las redes sociales”.

– Por último, ¿quieres hacer alguna recomendación a las y los lectores para que se adentren en el maravilloso mundo del empoderamiento sexual?

“Bueno, pues por un lado diría que yo estoy para lo que quieran, que se metan en mis redes y ahí estoy. Hay un Facebook y un Instagram que es @lapsicowoman. Y luego también el canal en Youtube.

Y por otro lado, existe un blog que se llama www.lapsicowoman.blogspot.com en el que existe un apartado de “Recursos” donde hay muchísimos libros, artículos, vídeos para profundizar, etc. Según cada cual, pueden elegir allí su camino. Y también, esto no lo sabe mucha gente, en el canal de Youtube hay un apartado que pone “Listas de reproducción” y allí hay, por ejemplo, una lista de no binarismos, con muchísimos vídeos enlazados. A mí me gusta mucho aprender a través de vídeos y eso puede ser muy potente para nuestro prefrontal que ha sido educado con tantísima información filtrada por el sistema capitalista cisheteropatriarcal. Poder meter nueva información actualizada y desde una mirada feminista me parece lo más.

Por último, diría que nunca nadie crea que es tonto o tonta por sentir que a nivel sexual no es como debería ser. Estamos en una sociedad con tantos mitos y tantos tabúes alrededor, sobre todo, de la sexualidad de las mujeres que todas las personas tenemos que llegar en algún momento de nuestra vida a preguntarnos cómo es nuestra propia sexualidad, y esto puede ser a los 15, a los 20 o a los 70. No hay que forzarse”.

De izquierda a derecha, José Herrera, Cristina Mahelo, Enrique González, Patricia Villena y Ruth Reyes, miembros del equipo de 'Radio Himalia'. | Foto: Fran Pallero
De izquierda a derecha, José Herrera, Cristina Mahelo, Enrique González, Patricia Villena y Ruth Reyes, miembros del equipo de ‘Radio Himalia’. | Foto: Fran Pallero

Radio Himalia, sensibilización sobre salud mental en primera persona

Radio Himalia es un proyecto de sensibilización radiofónica sobre salud mental en primera persona. Está impulsado por AFES Salud Mental y se realiza en los estudios radiofónicos del GRUPO PLATÓ DEL ATLÁNTICO. Los programas se emiten cada sábado de 15.00 a 16.00 horas en Canarias Radio y los podcasts pueden escucharse en www.radiohimalia.com. En 2018 este proyecto fue distinguido con uno de los Premios Solidarios ONCE Canarias, por contribuir a la inclusión y normalización de las personas con problemas de salud mental en la sociedad canaria, y con el Premio 35 Aniversario de la Confederación Salud Mental España, en la categoría de lucha contra el estigma.

TE PUEDE INTERESAR