santa cruz

Multa de 8.714 euros por tener sin chip, licencia ni seguro a tres perros peligrosos

Un vecino de Santa Cruz ha sido sancionado por 3 infracciones muy graves y 5 graves de la ordenanza de tenencia de animales
Imagen de archivo de un perro potencialmente peligroso. DA
Imagen de archivo de un perro potencialmente peligroso. DA
Imagen de archivo de un perro potencialmente peligroso. DA

El área de Medio Ambiente y Sanidad del Ayuntamiento de Santa Cruz ha sancionado a un vecino de la capital con 8.714 euros por una triple infracción de la ordenanza municipal de tenencia de animales. Y es que el vecino en cuestión, ha sido multado por tener tres perros calificados como potencialmente peligrosos sin licencia, sin seguro de responsabilidad civil y dos de ellos sin chip identificativo. Esto supone la comisión de tres faltas muy graves (sin licencia) y cinco graves por la no identificación de dos perros y la falta de seguro de los tres. Así lo detalló a DIARIO DE AVISOS el concejal del área, Carlos Correa (PP).

“La denuncia nos llegó a través de la llamada de unos vecinos que nos alertaron de la presencia de tres perros potencialmente peligrosos en Barranco Grande. La Policía Local se desplazó hasta el lugar y, en efecto, se encontró con una persona, que se comprueba que es vecino de Añaza, que tenía un perro de raza pitbull, y otros dos de american pitbull terrier”.

En el expediente que se ha incoado a este vecino, la policía constata que solo uno de los perros está identificado mediante chip. “Cuando los agentes le solicitaron la licencia se comprobó que ninguno de los tres la tenía y tampoco el seguro de responsabilidad civil. Aunque el propietario de los perros manifestó que el can que sí tenía chip también contaba con licencia, los agentes comprobaron que estaba caducada desde 2016”, detalló Correa.

Los 8.714 euros salen de sumar la cuantía de las multas impuestas por cada una de las infracciones. “Estamos hablando de que no tener licencias es una falta muy grave, que en este caso se multiplica por tres, mientras que no estar identificados y no tener seguro, son faltas graves, lo que suma cinco. En total se trata de ocho incumplimientos de la ordenanza”.

Correa recuerda que una falta muy grave puede ser sancionada desde los 2.000 euros hasta los 15.000, pero, en este caso, “hemos aplicado la parte inferior de la tabla”. Esto supone que por las faltas muy graves se ha impuesto una sanción de 2.400 euros por cada una, mientras que por las graves, el importe es de 300. “El resultado final es de 8.714 euros y todo esto por no tener los perros chipeados, asegurados y con licencia”, detalló el concejal. El vecino sancionado tiene 10 días para presentar alegaciones, pero como recuerda Correa, “si él declara que los hechos son tal cual se describen y no presenta alegaciones, se le aplica una reducción de la sanción. Si además solicita el pago de forma inmediata también se le bonifica. Así que la multa podría quedarse en 5.228 euros”.

El concejal señala que este tipo de expedientes sancionadores viene a ratificar la tendencia que el área ya había detectado el año pasado y que no es otra que el aumento en las infracciones de la ordenanza relacionadas con los animales potencialmente peligrosos.

Registro

Remarca Correa que el coste municipal de esta identificación es cero. “Solo tienen que presentar la documentación del perro, ser mayores de 18 años, un certificado de penales y otro que verifique que no tienen ninguna prohibición para la tenencia de animales peligrosos”. “Es cierto -continuó el edil- que el seguro de responsabilidad civil tiene un coste que puede oscilar entre los 90 y 200 euros, pero que no se compara con los 8.000 euros de los de esta multa”.

Una campaña informativa para animar a registrar a los animales

Dado el número de infracciones, avanza Correa, “vamos a sacar una campaña de identificación de mascotas, en un par de semanas, tanto por buzoneo como en redes sociales vamos a animar a la gente a identificar a sus mascotas y a que se den de alta en el censo municipal para evitar males como estos”. Correa está convencido que la identificación obligatoria es fundamental para evitar el abandono de animales, “si están debidamente identificados, los propietarios se lo piensan dos veces antes de abandonarlos, así que animamos a los vecinos a que lo hagan porque además la policía está haciendo un trabajo extraordinario”.

TE PUEDE INTERESAR