BALONCESTO

El Iberostar se desinfla en la segunda mitad y cae en Valencia (88-73)

Los canaristas se vienen abajo al final de la tercera manga siendo víctimas de un parcial de 20-2


El Iberostar Tenerife perdió de manera merecida ante el Valencia BC por 88-73 en un encuentro que decidió el acierto ofensivo de los locales, con un 62% de acierto desde el triple, y la pobre defensa del Canarias por momentos. Cuando mejor estaban jugando los aurinegros, al final de la tercera manga, llegó un apagón en forma de parcial 12-2 que supuso un primer golpe. El segundo, directo al mentón, ya en el último cuarto, dejó al Iberostar sin victoria.

Cuando todos esperaban que el Valencia pudiera tener aún resaca por ganar la Eurocup, lo cierto es que el que no estuvo bien fue el Canarias.

Txus Vidorreta dio la titularidad a Nico Brussino, pero el argentino no se mostró bien de inicio, todo lo contrario a los valencianos, que querían dejar atrás su título de Eurocup y, desde el primer momento, salieron a tope de intensidad. Tres triples y un mate de Thomas dieron la primera ventaja a los locales (15-4) a falta de 5,39 para el final del primer cuarto.
Los valencianos habían anotado los seis tiros de campo intentados, mal dato para la defensa canarista. Un triple de Tobey puso el 18-7, generando las primeras dudas en un oponente que, desde más allá del 6,75, también era letal: había convertido cinco de sus seis lanzamientos. La defensa canarista brillaba por su ausencia. Al final del primer cuarto ganaban los valencianos por 25-13.

Reacción

Un parcial de 0-5 de salida (25-18) espoleó de salida al Iberostar Tenerife. Los naranjas no anotaban ahora con tanta facilidad, aunque la ofensiva canarista tampoco era demasiado fluida.

La entrada en pista de Saiz, y la dirección de Bassas, dio nuevos bríos a un Canarias que se acercó, a falta de tres minutos para el descanso, a solo cinco tantos (34-29). Una buena acción personal de Beirán ponía el 34-32 y en el ataque posterior un triple lejano de Richotti se encontró con el hierro, dando opción a los locales, tras triple de Thomas, a volver a tomar distancia (37-32).

Pero la buena actuación de Gillet, en ataque, la mejor que ha firmado desde que aterrizó en la Isla, con 11 puntos en su haber, sirvieron para cerrar esta primera manga con 37-34. Visto lo visto, el resultado no era nada malo, pero quedaba demasiado.

Los jugadores de Vidorreta lograron ponerse a un solo punto de distancia (39-38) siguiendo con el liderazgo del belga, imparable para la defensa local. Los visitantes habían logrado trabar el encuentro y ahí los de Ponsarnau se manejaban bastante peor.

Staiger, de tres, dio pie a que Gillet, bajo el aro, pusiera, por primera vez en todo el duelo, al Canarias por delante (42-43). A partir de ese momento, ambos equipos se movieron con diferencias muy cambiantes y cortas a su favor, evidenciando los locales cierto cansancio físico, algo que el Canarias estaba dispuesto a aprovechar.

Colton Iverson, con dos tiros libres, empató a 53, antes de que el exaurinegro Doornekamp, olvidándose de su pasado, con un triple diera ventaja a su equipo (56-53). Entonces, el apagón. Con empate a 56 en el marcador, llegó un parcial de 12-2 para el 68-58. Ni siquiera la gran aportación del banquillo insular, 36 tantos por 19 del valenciano, fue suficiente para poder parar el inicio de una caída que resultaría decisiva.

El parcial crecería hasta el 20-2 para un definitivo 76-58. El Iberostar Tenerife, una vez más, se había desconectado. El Valencia, a falta de siete minutos para el final, tenía la victoria en su mano.

El regreso a pista de Staiger, unido al acierto de Brussino, permitió recortar diferencias (76-65) a falta de cinco minutos y medio) pero el esfuerzo realizado para llegar a este punto acabaría pasando factura a los visitantes. Los locales lograron una plácida y muy merecida victoria por 88-73, dejando al Iberostar Tenerife a una victoria de los play-offs a la espera de lo que suceda en un Tecnyconta Zaragoza-MoraBanc Andorra que puede resultar decisivo para este objetivo.