incendio en gran canaria

El incendio de Gran Canaria está “fuera de capacidad de extinción”

El fuego que avanza sin control afecta ya a siete municipios, ha quemado 3.400 hectáreas y obligado al desalojo de 5.000 personas, una situación que se estima que durará dos días más

“El ser humano no es capaz de enfrentar tormentas de fuego como las que estamos teniendo”. Así de desolador, pero también de realista, se manifestó el director técnico de Emergencias del Cabildo de Gran Canaria, Federico Grillo, al evaluar la situación que se está viviendo en estos momentos en la isla vecina. El fuego que se iniciara el sábado por la tarde en el municipio de Valleseco lleva hasta el momento más de 3.400 hectáreas quemadas, 5.000 vecinos desalojados y siete municipios afectados. Tal y como lo definió Grillo, “en estos momentos está fuera de capacidad de extinción”. Esto supone que en las próximas horas y días, al menos dos más, según las previsiones de los técnicos, el fuego estará fuera de control. En la última comparecencia del día de ayer, el presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, ahondó en la descripción de un fuego que definió como “voraz” y que, a pesar de contar con el mayor número de operativos aéreos y efectivos en tierra que ha tenido nunca un incendio en Gran Canaria, “no está ni contenido, ni estabilizado”.

El análisis realizado por el director técnico de Emergencias insular permitió conocer la peligrosidad de un fuego que se ha saltado todas las operaciones que los técnicos han intentado poner en práctica para frenarlo. “Estamos ante un fuego que lanza humo y cenizas, lo que hace imposible parar el incendio. Está fuera de capacidad de extinción, con sectores muy complejos, por lo que hemos intentado parar con fuego técnico realizado por unidades especializadas, por la flor y nata de seguridad de Canarias, y se las está saltando todas”, explicó Grillo. En cuanto a la entrada de las llamas en el Parque Natural de Tamadaba, Grillo señaló que “tiene todo el macizo por delante” y que “meter medios allí sería un suicidio”.

Por su parte, Torres detalló que ayer se habían descargado 800.000 litros a través de nueve helicópteros y dos hidroaviones. “Mañana llegarán otras dos aeronaves, con lo que tendremos 14 unidades operando y descargando”. El presidente refirió que incluso los medios aéreos han tenido dificultades para operar por la gran cantidad de humo y la altura de las llamas, que han alcanzado hasta los 50 metros.

Torres precisó que sigue activo el plan de contingencia ante las eventuales evacuaciones que se puedan ir sumando a las que ya se han dado. También señaló que hoy el ministro de Agricultura en funciones, Luis Planas, visitará Gran Canaria, así como que también ha mantenido conversaciones con el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y el rey Felipe VI, “ambos conocen la situación que estamos viviendo y la magnitud del fuego”. “Le he trasladado que vamos a vencer este fuego, que los jabatos que están trabajando en la cumbre van conseguir ganar a este incendio”, apostilló.

Primero la seguridad de las personas

En cuanto a la descripción del director de Emergencias del Cabildo grancanario sobre el fuego, señaló que en estos momentos hay una gran superficie afectada en La Aldea, Artenara, Tejeda y también en Mogán. Según Grillo, el avance siempre se da de la misma forma: primero aparece la columna de humo sobre los municipios y a continuación la ceniza, lo que es la antesala de la llegada de un posible frente. Desde el norte, el incendio arranca en Valsendero, sube por un barranco generando mucho humo y se desplaza hasta Artenara y Tamadaba. Precisamente, unas 40 personas pasaron la noche en el casco urbano de Artenara, en un lugar que las autoridades consideraron seguro, porque resultaba muy arriesgado salir de la cumbre.

“Ya preveíamos ese avance directo, intentamos frenarlo, pero lanzaba ceniza y todo lo que apagábamos por delante se encendía por la espalda y teníamos que abortar”, explicó Grillo sobre el fuego que también afecta a Valleseco, Guía y Agaete en ese flanco norte. El otro gran flanco, el derecho, desciende lanzando cenizas y con una gran carga de humo hasta Agaete. “Él es el que marca hasta dónde quiere llegar. Ahí habrá un despliegue de medios, pero no podemos contenerlo, todas las maniobras que hemos intentado se han perdido”, detalló el director insular de Emergencias. En esta parte, como en el resto, reconoció que “donde no podamos hacer defensa de las viviendas desalojadas, las dejaremos dentro de la zona quemada, mantendremos las unidades fuera del incendio y luego entraremos para reducir daños. La seguridad de los efectivos es lo primero”, detalló.

Torres agregó que hoy llegarán nuevos refuerzos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) para dar apoyo a los efectivos que luchan contra el fuego y que durante la noche iban a ser 400. “Estamos priorizando la seguridad de las personas. Es un incendio voraz, pero tenemos que confiar en que se le va a vencer”, concluyó el presidente canario.

Técnicos del Cabildo tinerfeño se desplazan hoy a Gran Canaria

La solidaridad del resto de islas sigue llegando a Gran Canaria en forma de ayudas materiales y técnicas. Hoy mismo el Cabildo de Tenerife enviará un helicóptero más y un equipo de especialistas de la Corporación insular que estaban de vacaciones. Las han suspendido para ofrecerse voluntarios y acudir a ayudar en la lucha contra el incendio grancanario, tal y como confirmó a DIARIO DE AVISOS el presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín. Dos hidroaviones y más medios terrestres se sumarán hoy a las tareas de extinción, que se seguirán desarrollando bajo el fuerte calor que persistirá hoy.

TE PUEDE INTERESAR