la palma

Objetivo: legalizar más de un centenar de explotaciones ganaderas de agro insular

Alicia Vanoostende y el director general de Ganadería marcan las prioridades agroganaderas del territorio con Pestana y Hernández
En rueda de prensa, la consejera regional de Agricultura junto al director general de Ganadería, Anselmo Pestana y el consejero insular de Agricultura. | DA
En rueda de prensa, la consejera regional de Agricultura junto al director general de Ganadería, Anselmo Pestana y el consejero insular de Agricultura. | DA

La legalización de más de un centenar de explotaciones ganaderas en La Palma, necesitadas de seguridad jurídica desde hace más de tres lustros, es el principal objetivo del director general de Ganadería del Gobierno de Canarias, Juan Bernardo Fuentes Curbelo, quien compareció en el Cabildo palmero junto a la consejera de Agricultura del Ejecutivo canario, Alicia Vanoostende; el vicepresidente del Cabildo, Anselmo Pestana; y el consejero insular de Agricultura, José Adrián Hernández Montoya.

Una reunión con los representantes y asociaciones que agrupan al sector ganadero, del que en el Ejecutivo existen 119 expedientes de solicitud de regularización, forman parte de las tareas pendientes de este departamento. Las Leyes de Medidas Urgentes de 2009 y el largo recorrido hasta llegar a la Ley del Suelo, han logrado dar respuesta solo a parte de los ganaderos palmeros, mientras otros son víctima de una enorme incertidumbre porque sus explotaciones se ubican dentro de espacios naturales protegidos.

Seguridad jurídica

Pese a todo, Fuentes Curbelo subrayó “el nivel de colaboración y la buena voluntad de todas las partes”, en las que se incluyen el Cabildo, los 14 ayuntamientos y las consejerías regionales de Política Territorial y Transición Ecológica, para alcanzar “la seguridad jurídica que necesitan las explotaciones y por la que llevan esperando muchos años”.

Una visita a la granja Montellano en Puntallana en compañía del alcalde, y una posterior reunión con el subsector ganadero en la Central Hortofrutícola del Cabildo, en Breña Alta, han permitido poner sobre la mesa las preocupaciones del sector ganadero, una de ellas prioritaria en el plan de actuación de la Dirección General de Ganadería: el mantenimiento de la raza de oveja palmera, de la que apenas quedan en la Isla 300 ejemplares, además de los condicionantes que podrían limitar la producción de queso con Denominación de Origen de La Palma, lo que pasa necesariamente por la ampliación de la cabaña ganadera.

La cabaña ganadera de La Palma, entre 2003 y 2016, se redujo el 27%. Así lo recoge el informe del Observatorio de Sostenibilidad elaborado en 2017 por la Reserva de la Biosfera. Este documento fue elaborado con datos del plan Pedespal y de la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Agua del Gobierno de Canarias. En concreto, en el mencionado periodo, el censo pasó de 31.766 ejemplares -sumando caprinos, bovinos, ovinos y porcinos- en el año 2003 a 23.169 en 2016.

TE PUEDE INTERESAR