la palma

El Gobierno central mantiene su apoyo a instalar el TMT en la Isla

El ministro de Ciencia ha confirmado que el instrumento óptico continúa en la hoja de ruta de la Administración estatal como una de las “grandes infraestructuras” que atraer al país
Pedro Duque ha visitado en varias ocasiones el Roque de los Muchachos, también en calidad de investigador. DA

El ministro de Ciencia e Innovación, Pedro Duque, confirmó ayer, durante su comparecencia en una comisión del Senado, que la posible instalación del Telescopio de Treinta Metros (TMT por sus siglas en inglés) en La Palma continúa en la hoja de ruta del Ejecutivo español. En concreto, el titular de la cartera estatal señaló que “entre los planes está atraer grandes infraestructuras europeas e internacionales”, con proyectos como el referido instrumento óptico, que “supondría una inversión extranjera de 1.200 millones de euros”. Duque citó dos grandes infraestructuras que pretende ubicar en España: el TMT en La Palma y el acelerador de partículas IFMIF-DONES en Granada.

Se trata de un aparato de observación que aspira a convertirse en el más potente y avanzado del planeta. Su construcción, prevista inicialmente en el monte de Mauna Kea, en Hawái, se ha dilatado a lo largo de los últimos años por la oposición que han mostrado los colectivos Kia‘i de la comunidad nativa hawaiana, que consideran “sagrado” el emplazamiento escogido para albergar el artefacto. De ahí que en 2016 el consorcio internacional que promueve la infraestructura escogiera a la Isla Bonita como enclave alternativo, si bien hasta la fecha la posición oficial del grupo ha sido seguir apostando por la ínsula del Pacífico.

Sin embargo, en los meses previos a la pandemia las tornas se habían invertido poco a poco a favor de Canarias, puesto que algunos socios del proyecto como India o Japón manifestaron su conformidad con el Plan B. En el caso del primero, lo hizo por medio de su secretario del Departamento nacional de Ciencia, Ashutosh Sharma, afirmando claramente que su preferencia era el Roque de los Muchachos. El país nipón, por su parte, abrió una puerta a decantarse por la parcela ubicada en el término municipal de Puntagorda, siempre que el Gobierno de Estados Unidos se animara a realizar aportaciones económicas a la iniciativa, ya que la propia administración federal no pertenece al consorcio, sino la Universidad de California.

Recordemos que el pasado mes de noviembre el Ayuntamiento de Puntagorda concedió licencia de obra para la implantación del TMT en las cumbres palmeras, el último trámite en manos de las administraciones públicas españolas antes de dar luz verde a los trabajos de construcción del aparato. Esta baza ha estado siendo empleada como elemento de presión para convencer a los países asociados que no eran partidarios de la alternativa canaria.

TE RECOMENDAMOS