CD Tenerife

Seguir dando pasos hacia los 50 puntos, único objetivo blanquiazul

Tras la victoria del pasado domingo, los jugadores de Rubén Baraja vuelven al Heliodoro Rodríguez López con la ambición de seguir acercándose a la permanencia matemática

La justa victoria cosechada en los campos de El Sardinero revitalizó la moral de un CD Tenerife que aspira esta tarde, en su estadio, pero sin su público, a dar un paso de gigante, casi definitivo, en su luchar por lograr la permanencia cuanto antes. Visita el Heliodoro el sorprendente Mirandés, que está metido de lleno en la pelea por entrar entre los seis mejores de la clasificación.

A cinco puntos del descenso y a seis de la zona de promoción. Así arrancan una nueva jornada los blanquiazules. Estos números son relativamente tranquilizadores, pero no definitivos, como se encargó de recordar el propio Baraja en la jornada de ayer. De ahí que el Tenerife tenga que seguir sumando para acercarse más a esa barrera de las 50 unidades, donde está, teóricamente, la salvación.

Tras sumar cuatro puntos de los últimos seis en juego, los de Baraja afrontan un maratón de partidos en los próximos diez días en los que se decidirá la temporada. El club tinerfeño afrontará cuatro encuentros en diez días, con dos desplazamientos a la Península incluidos. Debido a esto, no es de extrañar que Baraja empiece a realizar rotaciones en el once inicial, especialmente en jugadores que han disputado todos, o la gran mayoría, de minutos que se han disputado tras la reanudación de la competición. “Si hubiéramos tenido más margen de tiempo a lo mejor daba la posibilidad de insistir en la misma alineación, pero tenemos tres días y otro partido el sábado”, afirmó ayer el preparador.

El Mirandés, por su parte, está condicionado por los jugadores que no pueden participar. Iraola pierde a Carlos Julio, que vio doble tarjeta amarilla. Tampoco han viajado a la Isla Enric Franquesa y Sergio González, ambos lesionados, por lo que la la defensa rojilla está tocada.

Igualmente, no estarán Matheus ni Antonio Sánchez, que continúan con su proceso de recuperación.

Además, Iraola podría dar descanso a Kijera, Odei o Guridi, ya que los tres jan jugado los tres encuentros enteros y acumulan más cansancio.

Así es que el preparador visitante tendrá que improvisar para afrontar el encuentro. La única buena noticia que tiene es que vuelve Malsa, que ha cumplido su sanción de dos partidos.

El Mirandés es octavo en la clasificación, a un solo punto de puestos de play-off y a dos del objetivo de los 50 puntos, que el técnico puso al inicio de la temporada.