La Palma

Las concejalas de Servicios Sociales de Puntallana y Puntagorda también se administraron la vacuna

Ambas ediles recibieron el remedio contra la COVID-19 por, según afirman, tener contacto constante con los usuarios de los centros sociosanitarios o hacer uso de despachos en dichas instalaciones

María Eugenia Rodríguez y Mercedes Candelario. DA

En el listado de personas que se han vacunado contra la COVID-19 en la isla de La Palma, aparte de la consejera de Sanidad del Cabildo, Susana Machín, también constan, según ha podido saber DIARIO DE AVISOS, las concejalas titulares de Servicios Sociales de las localidades de Puntagorda y Puntallana, Mercedes Candelario y María Eugenia Rodríguez, respectivamente. Ambas, al igual que Machín, del Partido Socialista. Pero los casos de las ediles, al parecer, son distintos a los de la responsable insular, teniendo en cuenta la realidad de territorios con tan baja densidad de población y circunstancias orográficas, cuanto menos, complejas.

Fuentes municipales señalan que la residencia de mayores de Puntagorda, que cuenta con una treintena de residentes, en ocasiones registra incidentes de madrugada, y ahí se ve obligada a actuar, como responsable del Área, la concejala. Es más, concretan que la directora del centro reside en Los Llanos de Aridane, por lo que tiene dificultades para desplazarse a altas horas de la noche. Es decir, que a efectos prácticos, por escasez de recursos, Mercedes Candelario mantiene contacto directo con los usuarios y trabajadores sociosanitarios. Aparte, sería la única a cargo de un piso tutelado propiedad del Consistorio para personas de avanzada edad.

Por su parte, el alcalde de Puntallana, Víctor Guerra, declara a DIARIO DE AVISOS no comprender por qué se dirige la mirada hacia quienes considera “trabajadoras de primera línea”. Justifica la vacunación de su concejala porque tiene un despacho en la residencia de la localidad y, de hecho, comparte oficina con la directora del recinto.