nacional

Leonardo y Stephanie: su madre se los llevó hace cuatro meses

El padre de los menores, de 5 y 6 años, denunció el 29 de enero en Estepona la presunta sustracción parental, similar a la de las tinerfeñas Anna y Olivia por Tomás Gimeno
Leonardo y Stephanie Centeno Ostapenko, los niños de 5 y 6 años desparecidos en Málaga. SOS Desaparecidos
Leonardo y Stephanie Centeno Ostapenko, los niños de 5 y 6 años desparecidos en Málaga. SOS Desaparecidos

Diario de Avisos / El Español

Cuando un día sí y otro también toda la prensa tinerfeña y nacional, un mes después de los hechos, siguen el rastro de la desaparición de las pequeñas Anna y Olivia y de su padre Tomás Gimeno, en Tenerife, se ha conocido estos días un caso similar ocurrido hace cuatro meses en Estepona, provincia de Málaga, muy parecido al que estamos viviendo en la Isla, aunque en este caso la desaparecida es la madre con dos menores de 6 y 5 años. Una desaparición de menores del centenar de ellas, que según SOS Desaparecidos, se producen al año en Europa a manos de alguno de los cónyuges, sin contar que, por otras causas, en nuestro continente se alerta cada dos minutos de la desaparición de un menor.


La Guardia Civil y la Policía Nacional alertaron de la desaparición de dos niños, Leonardo (5 años) y Stephanie Centeno Ostenko (6 años) en Estepona, un municipio de la provincia de Málaga. Según informa SOS Desaparecidos, los dos hermanos no aparecen desde el pasado 29 de enero. Es decir, ya se ha cumplido el cuarto mes sin noticias de ellos. Ese día, su madre los recogió del colegio y fue el último día en el que los vio su padre, que ha denunciado el caso como sustracción parental.


“Lo único que deseo es saber que están bien y que vuelvan sanos y salvos a casa, al hogar familiar”, declara Heriberto Centeno, padre de los menores sustraídos. Según ha dicho este padre y la Asociación SOS Desaparecidos, los hechos se han denunciado como sustracción parental porque hay indicios de que los niños están con su madre, de nacionalidad española y rusa.


A esto se le añade la circunstancia de que Heriberto ostenta la custodia exclusiva de sus hijos ratificada hasta “en tres ocasiones” por la Justicia. Una circunstancia que ha podido influir en las presuntas acciones de la madre de Leonardo y Stephanie. “Cada día envío un email a la madre de los niños, cuyo correo electrónico sigue operativo, preguntando cómo están, si están bien, que me envíe una señal de que siguen con vida, pero nunca he obtenido respuesta”, lamenta el padre.

Puedes leer esta noticia completa en El Español.

TE PUEDE INTERESAR