santa cruz

Torres: “Este es un día histórico para Valleseco y también para Canarias”

Después de 30 años de lucha vecinal y un tortuoso camino administrativo, comienza la obra de la zona de Ligrasa, en la que, durante dos años, se adecuará el litoral para el baño
Valleseco abre la puerta al optimismo “en el peor año”

Los periódicos del día, monedas de curso legal, el acuerdo de concesión de las obras, y el acta de inicio de las mismas. Ese es el contenido de la urna que, ayer, se convirtió en la primera piedra de las obras que, durante dos años, van a transformar el litoral de Valleseco hasta convertirlo en la playa urbana de Santa Cruz. Nadie, absolutamente nadie, se quiso perder tan histórico momento. Tanto los actuales responsables de las distintas administraciones, como también los que en algún momento tuvieron relación con este proyecto firmado por los arquitectos Elsa Guerra y Joaquín Casariego (ya fallecido), se sumaron a lo que fue una fiesta, sobre todo, para los vecinos de Valleseco. Todos agradecieron su lucha e implicación durante los más de 30 años que llevan peleando por Ligrasa, nombre con el que se conoce a la zona donde se hará la obra.

Entre los discursos de felicitación, comedidos unos, de atribución de méritos en mayor o menor medida otros, la voz de Montserrat Sentis, en representación de la Plataforma en Defensa de la Playa de Valleseco, sonó como la más auténtica, sin ambages a la hora de hablar de los intentos de privatizar la playa. “Somos los buenos”, defendía Sentis, cuando relataba como se quiso construir un puerto deportivo y los obligó a pasar noches en vela para evitarlo. “Teníamos enfrente a un fiero enemigo, ansioso, frívolo, codicioso, como suelen serlo los que no tienen ningún interés de compartir lo que es de todos”.

Tras Sentís, intervino el presidente de la Autoridad Portuaria, Carlos González, que, además de agradecer a las administraciones el esfuerzo realizado para que la obra de la zona de charcos sea una realidad, contó su propia experiencia con la playa de Valleseco cuando estaba en la Demarcación de Costas en los años 90. “En ese entonces había un proyecto de playa de arena, de un kilómetro de longitud, que se extendía desde la torre de control hasta los tanques de la BP, obra iba a salir a concurso en el 96. Hubo un cambio político y de forma inexplicable se renunció a ese proyecto retrasando 25 años la posibilidad de usar este lugar como zona de baño”. Recordó González que ya en 2005 se firmó el convenio entre la Autoridad Portuaria y Costas para sacar adelante un concurso de ideas, del que salió Sol y Sombra. “Se abandonó la idea de una playa continua y se diseña una zona de charcos que es la que se desarrolla ahora”. El presidente de la Autoridad Portuaria puso en valor la tramitación en el último año, “desde Puertos, pero sobre todo desde el Gobierno de Canarias, con su presidente a la cabeza (Ángel Víctor Torres), un tiempo en el que se han hecho gestiones al más alto nivel para conseguir que la obra pudiera contratarse y poder estar aquí hoy”.

El primero de los políticos que intervino fue el presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, quien felicitó a los vecinos en primer lugar, para luego recordar que “la primera reunión que tuve hace casi dos años cuando llegué al Cabildo con la entonces alcaldesa, Patricia Hernández, fue para abordar la playa de Valleseco. Hoy estos 13,6 millones de inversión van a permitir un nuevo espacio para sus vecinos. Hay que celebrar que recuperamos para ellos aquello se que se les arrebató”. Junto a Martín, el presidente de Puertos del Estado, Francisco Toledo, y el delegado del Gobierno, Anselmo Pestana. Ambos felicitaron a los vecinos.

“La playa de todos”

El alcalde, José Manuel Bermúdez, recordó que en aquellas aguas aprendió a nadar, que su vinculación con Valleseco es fuerte, casi tanto como la de sus vecinos a los que felicitó “de todo corazón” por el éxito conseguido. “Quiero agradecer y felicitar a la ciudadanía de Valleseco por este triunfo de la constancia y lucha por un objetivo que es justo”, dijo. También tuvo palabras para el resto de administraciones participantes en esta obra (Gobierno de Canarias, Cabildo, Autoridad Portuaria, además del propio Ayuntamiento). “Agradezco el trabajo realizado durante décadas, quizá durante demasiado tiempo. También quiero recordar a todos los antecesores de los que estamos hoy aquí, y a todas las personas que en el Cabildo, el Gobierno de Canarias, o la Autoridad Portuaria dedicaron su tiempo a impulsar este expediente lleno de dificultades”.
“Conozco desde niño esta playa -continuó- y para todos los que nos criamos aquí tiene un gran valor sentimental, un vínculo que hace que esta sea la playa de todos los chicharreros”, añadió. El alcalde aprovechó para recordar que aún queda camino por recorrer. “Valleseco es la primera parada. La segunda, a pocos metros de aquí, será la segunda batalla que vamos a librar para contar con una playa de arena, y lo haremos con el apoyo decidido, estoy seguro, del resto de administraciones porque, estamos en el mejor momento con el traspaso de las competencias de Costas a la Comunidad Autónoma” dijo dirigiéndose al presidente canario, Ángel Víctor Torres.

El presidente Torres recogió el guante del alcalde, asegurando tras la finalización del acto que, “compartimos la necesidad de que este proyecto pueda tener una segunda o incluso una tercera fase, y desde el Gobierno de Canarias vamos a poyar la iniciativa que haga el Cabildo o el Ayuntamiento”. Para ello, matizó, “tendremos que formalizar esas competencias y después dar todos los pasos que cualquier proyecto debe cumplir para acceder a la financiación que existe”. Durante su intervención, calificó de “día histórico para Valleseco, pero también para Canarias” el inicio de la obra. Apuntó que “en el peor año de nuestras vidas” el inicio de una obra como la de Valleseco “es una puerta al optimismo”. “En dos veranos -continuó- estaremos aquí de nuevo para comprobar el resultado de esta obra, respuesta a 30 años de anhelos”.

TE RECOMENDAMOS