cultura

Víctor Carballeira: “El CATH busca fomentar la actividad responsable y la igualdad”

El Festival Canarias At The Hotel (CATH) regresa este mes, después de varios años de ausencia, los días 25, 26 y 27
Víctor Carballeira. / DA

El Festival Canarias At The Hotel (CATH) vuelve después de varios años de ausencia. Esta muestra, que marcó un hito en el panorama cultural canario hace ya 10 años, retoma la actividad con tres días de programación (25, 26 y 27 de junio) en los que se combinan artes vivas, música y talleres, con 36 propuestas artísticas, lúdicas y de reflexión. La cita será en el Camping Montaña Roja, en La Tejita (Granadilla).

-¿Cómo se gestó el regreso de Canarias At The Hotel después de tantos años inactivo?
“Con la fórmula mágica: sin ninguna expectativa, con mucho cariño y trabajando con un gran equipo del Aguere Cultural y el maestro Fernando Jiménez. No sé que tienen los CATH que siempre acabamos reuniéndonos personas con ganas e ideas transversales y disléxicas. Con todo este músculo humano, mucho corazón, horas y unas buenas risas fuimos capaces de proponer a Promotur del Gobierno de Canarias en su convocatoria para el primer semestre un festival, y conseguimos sacarlo adelante”.

-¿Qué recuerda de aquella actividad dentro del CATH, que se desarrolló en distintos puntos, incluso fuera del Archipiélago?
“Todo comenzó en el café del Círculo de Bellas Artes de Santa Cruz de Tenerife junto a Carlos Ulises (el hombre que esta en todos los saraos y mejor persona); allí nació el CATH entre tertulias e ilusiones. Fueron unos años donde Julie Claire Russel formó parte del proyecto de manera activa y cuando lo abandona Ulises, Julie se convierte en coordinadora. Recuerdo muchas ilusiones, visiones y trabajo. Fue una etapa bien chingada. Trabajamos en Tenerife, Madrid y Londres y nos fue muy bien; establecimos una red entre cultura y turismo donde proponer una visión multidisciplinar, lúdica y contemporánea de la relación entre público y artista. Lo más importante es siempre el entusiasmo y la sorpresiva experiencia de aquellos días desde un proyecto tan diverso. Esperemos que esta nueva etapa sea tan digna como la anterior”.

-Después de estos años de ausencia, ¿cuál sigue siendo la esencia de un festival que en su momento marcó un hito en la estructura cultural de Canarias?
“Hace una década apostamos por una red de encuentros multidisciplinar y lúdica para creadores y profesionales canarios, junto a un porcentaje de artistas y creadores y profesionales europeos. Trabajar en diferentes lugares y dotaciones consolidó al festival dentro de un marco de experiencias y profesionalidad para fortalecer los lazos con programadores y agentes culturales. Aún nos encontramos con la insularidad como elemento de complejidad, pero sí existe el factor de las redes y la cercanía gracias a la conectividad que tenemos en estos días. Desde este punto de vista, colaboramos en fortalecer el vínculo entre disciplinas y valoramos la reflexión con un diálogo y una programación diversos, donde fomentar la actividad responsable y la igualdad entre personas”.

-¿Cuáles son los puntos fuertes de la presente edición?
“Valoramos encajar diferentes piezas en esta nueva edición; los ejes entre formación y reflexión desde la plataforma La Oportunidad, con un presente llamado streaming y el ponerse al día en aspectos jurídicos y valores para monetizar, o el papel del genero en e-sports. El festival favorece una experiencia cercana donde poder acampar o ir en caravana o disfrutar de las cabañas del camping, entre artes vivas, música, talleres y encuentros para el 25, 26 y 27 de junio.

-Con las limitaciones por la COVID-19, ¿cómo se estructura un festival multidisciplinar, con tanta actividad programada?
“Hemos realizado un plan de contingencia para que, dentro de nuestras posibilidades, las actividades las pueda realizar el público desde la seguridad y el cariño. Esta edición contamos con un aforo muy limitado para volver desde la tranquilidad, seguridad y bienestar del público, equipo y artistas que participan. Esperemos que el año próximo volvamos a romper esta cuarta pared vital llamada COVID-19 y podamos volver a disfrutar del festival desde unas condiciones y un aforo más favorables.

TE RECOMENDAMOS