gastronomía

Gurea, el proyecto gastronómico de Arkaitz Soto y Javier Jiménez en El Sauzal

Gurea restaurante-arrocería es el proyecto gastronómico que ha traído de nuevo a Tenerife al chef Arkaitz Soto, de Bilbao, y al joven Javier Jiménez, de la Orotava, pero que lleva varios años elaborando arroces en un restaurante de Palma de Mallorca.

Gurea restaurante-arrocería es el proyecto gastronómico que ha traído de nuevo a Tenerife al chef Arkaitz Soto, de Bilbao, y al joven Javier Jiménez, de la Orotava, pero que lleva varios años elaborando arroces en un restaurante de Palma de Mallorca. Ambos chefs están estos días trajinando para poner a punto el futuro restaurante con terraza, ubicado en el camino Salto del Gato, 61, en el municipio de El Sauzal.

Arkaitz Soto, de 41 años, es un conocido de la gastronomía en las islas por su etapa en el bodegón El Reloj, de La Orotava, cuyo trabajo le llevó a ser reconocido como mejor jefe de cocina en los XXVII Premios de Gastronomía DIARIO DE AVISOS que se entregaron en el año 2012.

Por su parte, Javier Jiménez, de 26 años, se ha formado en el Hotel Escuela Santa Cruz, HECANSA, y logró el segundo premio en el I Campeonato Nacional de Jóvenes Promesas de la Cocina Española, que se celebró en Palma de Mallorca organizado por la compañía Protur-Hotels con su plato vieja en salmuera a baja temperatura y velouté de burgado. El premio le sirvió como trampolín para trabajar elaborando arroces en el restaurante de Palma de Mallorca.

Ambos se conocían de la etapa en La Orotava de Arkaitz y han mantenido contacto desde entonces, lo que les ha llevado a unir esfuerzos y ahorros para este proyecto en esta casona de El Sauzal, que ya antes había sido restaurante y quesería, entre otras actividades.

El edificio consta de dos plantas, aunque de momento solo se usará una de ellas y la terraza, ambos con generosas vistas a las viñas que rodean la zona.

Gurea, nombre vasco que en castellano significa nuestro, viene a cuento porque Soto y Jiménez quieren resaltar que el proyecto es de ambos, con sus ahorros y las implicaciones que ello conlleva.

La carta consistirá, como no puede ser de otra manera, con toques vascos y la búsqueda de los mejores productos canarios, los arroces, al menos ocho diferentes que aporta Jiménez, y también mucha carne y pescado a la brasa. La carta se movera en función de la estacionalidad, afirman Soto y Jiménez, quienes destacan que habrá una buena relación calidad-precio, dado los tiempos complicados en que vivimos. En un principio la apertura del restaurante está prevista para mediados de octubre.

TE RECOMENDAMOS