la palma

Hogares provisionales para 15 afectados en la Montaña Tenisca

Vivienda ha establecido un protocolo de actuación por el que se están adjudicando estas casas a las familias que perdieron su único hogar como consecuencia de la erupción

Samuel y Nasandi, un matrimonio joven con dos hijos, perdieron bajo la lava su casa, 4.000 metros de terreno, una bodega y sus recuerdos en el barrio de La Laguna. Ambos recogieron ayer las llaves de su nuevo hogar, uno de los 15 pisos entregados en un edificio con tres portales a donde han comenzado a llevar los pocos muebles que sacaron, deprisa y corriendo, del hogar que construyó, nos cuenta Samuel, con sus propias manos y sin recurrir nunca ni a préstamos personales ni a hipotecas, desde que era un adolescente.

Ya son 61 las viviendas entregadas por Visocan a otras tantas familias damnificadas por la erupción volcánica, mientras otras tantas esperan, y la administración y el Gobierno de Canarias, a través de la oficina del registro único, tratan de acelerar los ritmos de los procesos administrativos imprescindibles para cumplir con todas las garantías en la restitución de inmuebles con un contrato por tres años, plazo de tiempo en el que muchos esperan beneficiarse del decreto ley que establece medidas de urgencia, con laxitud en el uso de suelos.

El sueño es recuperar, más allá de los tres años en este nuevo proyecto de vida con carácter provisional, entornos rurales y los mismos vecinos. Personal de la empresa pública Visocan detalla que a las familias se les recuerda en esta entrega de llaves el procedimiento para dar de alta los contratos de la luz y el abasto de agua pública, necesidades básicas que permitan ocupar la vivienda cuanto antes y hacer uso de los 10.000 euros para la compra de enseres.

Una de las técnicas de Visocan explicó a este periódico que las dudas más repetidas por las personas que acuden a recoger las llaves de estas viviendas pasa por “lo que va a ocurrir después de los tres años”.

La recepción de estos nuevos hogares para estas 15 familias, a las que se ha sumado otra ayer, responde al cumplimiento del baremo establecido, tras un riguroso y no pocas veces engorroso proceso, a fin de evitar que algún fallo pueda imponer un orden de entrega que no estuviera sujeto a la renta familiar, las precariedades, el número de hijos a cargo o con discapacidad o una situación previa con riesgo de exclusión que, tras el volcán, se ha convertido en un hecho.

Yoralda acompaña a su cuñado, al que ella y su pareja apoyan en esta nueva adaptación tras la pérdida de la vivienda familiar en Las Manchas, donde el volcán rodeó a izquierda y derecha su hogar para sepultarlo en el día 85 de la erupción. En este nuevo edificio de Montaña Tenisca adquirido por Visocan por un valor de cerca de los tres millones de euros vivirá a partir de ahora. Todas las viviendas son de tres dormitorios, por lo que se han destinado a las familias que estaban en lista con más miembros. Los pisos están equipados con cocina y cada vivienda tiene también una plaza de garaje asignada.

La Consejería de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Gobierno de Canarias, que dirige Sebastián Franquis, en coordinación con el Cabildo palmero y los ayuntamientos de la comarca, ha establecido un protocolo de actuación por el que se están adjudicando estas casas a las familias que perdieron su único hogar.

Las viviendas se entregan de manera provisional y hasta que concluya el proceso de reconstrucción, que se estima que pueda prolongarse durante tres o cuatro años, momento en el que estas familias podrán acceder a sus nuevos inmuebles en propiedad.

TE RECOMENDAMOS