la palma

Nuevas ayudas para la reconstrucción del sector platanero en La Palma

Está destinada a que los agricultores puedan adquirir planta nueva y reconstruir los invernaderos que no soportaron el peso de la acumulación de cenizas
El Gobierno concede ayudas de 18,8 millones para paliar efectos del volcán La Palma al sector agrario y pesquero
Invernaderos de plataneras, desde la montaña de Triana. Kike Rincón/Europa Press

El Gobierno de Canarias ha puesto en marcha nuevas ayudas para que los agricultores plataneros de las zonas afectadas por la erupción en Cumbre Vieja puedan adquirir planta nueva y reconstruir los invernaderos que no soportaron el peso de la acumulación de cenizas.

La convocatoria para estas subvenciones que forman parte del Programa de Desarrollo Rural del Gobierno de Canarias se ha abierto este lunes y cuenta con una dotación presupuestaria inicial de 809.144 euros que podrá ser ampliada con fondos estatales.

La consejera de Agricultura, Alicia Vanoostende, se ha desplazado este lunes a una finca en Puerto Naos junto al director general de Agricultura, Augusto Hernández, y el consejero de Agricultura, Ganadería y Pesca del Cabildo de La Palma, Manuel González, donde agricultores le han explicado las necesidades del sector.

Vanoostende ha explicado a los medios que es consciente de la variedad de casos que afectan al agricultor del Valle de Aridane, ya que algunos aún no pueden acceder a sus fincas por la presencia de gases mientras que para otros el principal problema es el flujo de agua de riego.

La consejera ha aludido a las 160 fanegas (80 hectáreas) de plataneras que aún se encuentran aisladas por la lava y ha adelantado que las conducciones de agua de riego las financiará el Gobierno de Canarias para que se realicen paralelas a las nuevas conexiones sobre las coladas.

“Desde que se tenga agua estas plantaciones serán fácilmente recuperables, sobre todo gracias a las ayudas a la planta nueva”, ha expuesto Vanoostende.

Pedro Padrón, dueño de la finca que ha visitado la comitiva, ha desarrollado las acciones que ha tenido que acometer para mantener su finca. En su caso, ha decidido mantener las plataneras y apostar por las siguientes generaciones de la planta.

“Este año no habrá cosecha, y la del año que viene dependerá de que llegue el agua a tiempo”, ha comentado este agricultor.

Padrón asegura ser afortunado ya que su finca no se encuentra ni bajo la lava ni en una zona de afección severa de gases, y afirma que él ha estado utilizando el agua proporcionada por las desaladoras que, aunque insuficiente, “mejor que nada es”.

El otro principal problema que achaca Pedro Padrón tiene que ver con las carreteras.

Desde que la Armada no realiza el traslado de regantes desde Tazacorte a Puerto Naos, el tiempo y el carburante que consume para acudir a su finca “es un gasto enorme”, ha comentado.

El Consejero de Agricultura del Cabildo palmero ha puesto el foco en los cultivos que aún se encuentran en zona de exclusión, en el área conocida como Las Hoyas-El Remo, donde se mantiene la detección de gases nocivos, y ha adelantado que se comenzará a entrar a hacer trabajos desde finales de esta semana.

“Estamos consensuando con los agricultores de la zona un plan de evacuación elaborado por los técnicos del Cabildo insular que esperamos que esta semana ya esté activo y se pueda empezar a realizar algunas labores en las fincas afectadas”, ha comentado González.

TE RECOMENDAMOS