política

Yaiza Castilla: “Esperamos cerrar el año con más de 14 millones de turistas”

La consejera de Turismo declara al DIARIO que el gasto de los visitantes superará los 17.000 millones
Yaiza Castilla: “Esperamos cerrar el año con más de 14 millones de turistas”
La consejera de Turismo de Canarias, Yaiza Castilla. DA

Las previsiones turísticas para este verano en Canarias están desbordadas. La gente tiene ganas de viajar tras dos años de confinamiento y restricciones y eso se nota. La inflación, la guerra de Ucrania, las huelgas de algunas aerolíneas y el caos por falta de personal en algunos aeropuertos están en el aire, pero no están impidiendo que los turistas hagan sus maletas. Por eso, el sector pronostica una temporada turística “muy positiva” con cifras muy cercanas al año prepandemia 2019. De hecho, será la extraordinaria campaña veraniega la que contribuirá al crecimiento de la economía y evitará la recesión que todos los organismos económicos esperan para el último trimestre del año. La consejera de Turismo del Gobierno de Canarias, Yaiza Castilla, asegura en DIARIO DE AVISOS que será el turismo el que ayude a las Islas a capear la recesión y la ralentización económica.

-El verano pinta bien, ¿no?
“Muy bien. Esperamos un buen verano, la verdad, a pesar de las incertidumbres que todos conocemos. A nivel de conectividad estamos por encima de cifras prepandemia lo que demuestra la gran apuesta que están haciendo las compañías aéreas por Canarias. Fíjese que la programación de plazas aéreas regulares hacia las Islas para lo que es la temporada de verano, es decir de abril a octubre, casi roza los 11 millones, lo que representa un 10,1% más que en los mismos siete meses de la temporada de verano de 2019. Pero lo más importante de estas cifras es la diversificación de mercados en las que hemos estado trabajando para no depender siempre de los mismos. Si nos fijamos en las plazas que se ofertan de lo que denominamos otros mercados, que no son Reino Unido, Alemania, países nórdicos y nacionales, vemos que es donde más crecemos. Nada menos que un 24%, con una oferta de 2,5 millones de asientos (de Francia, Italia, Portugal…), medio millón más que en 2019. Además, un total de 17 nuevas rutas se han estrenado este verano. Es cierto que no llegan a cubrir el cupo de los mercados estrella de las Islas como Alemania o Reino Unido, pero si cubren las posibles bajadas de estos mercados en invierno. Pero aún así, estos datos hay que tomarlos con prudencia, porque la demanda está creciendo a un ritmo más lento que la conectividad, porque las reservas se están haciendo en el último momento. Hay que tener en cuenta que, aunque en estos momentos la oferta aérea regular evoluciona positivamente, en cualquier momento podría cambiar la tendencia cuando las aerolíneas empiecen a notar que la demanda no es tan sólida como pensaban”.

-La ministra de Economía, Nadia Calviño, ha dejado en manos del turismo la recuperación económica del país.
“Pues casi. Mire, tras dos años de pandemia y de encierro, los europeos no piensan en otra cosa que en viajar y gastar los ahorros generados durante el confinamiento, a pesar de que cada vez hay más signos que anticipan un final de año complicado. Estamos en un momento en el que la gente no quiere oír problemas, quiere disfrutar del verano sin malas noticias. Ya se enfrentarán a ellas a la vuelta de las vacaciones. Por esto estoy convencida de que la buena marcha del turismo este verano nos ayudará a capear la recesión”.

-¿Ni si quiera las huelgas de algunas aerolíneas o el caos por la falta de personal en varios aeropuertos podrá enturbiar esta campaña?
“De momento no nos está afectando. En nuestros aeropuertos no se están produciendo tantas colas y cancelaciones de momento, aunque sí se padecen los efectos de otros aeropuertos, como llegadas tardes de aviones. De hecho, AENA ha implementado un sistema por el que los turistas británicos están siendo tratados como Schengen, para descongestionar las colas tras el Brexit. Tampoco nos está afectando mucho la limitación impuesta por Heathrow al número diario de pasajeros. Solo tenemos 4 vuelos programados con este aeropuerto”.

-¿La subida del precio de los billetes por el alza del carburante tampoco está afectando?
“Nosotros ahí no podemos intervenir, pero sí le digo que, por el momento, los ciudadanos están asumiendo esas subidas de precios porque quieren gastar y, sobre todo, viajar, después de dos años de encierro y porque, además, disponen de ahorro por los viajes que no han hecho. Podríamos decir que este verano será una burbuja del mercado de viajes. Pero, poco a poco los europeos se irán dando cuenta de que los indicadores económicos han ido empeorando y de que su renta disponible es cada vez menor y empezarán a tomar medidas más conservadoras con su presupuesto familiar. Pero fíjese que a pesar de todos estos riesgos, esperamos que el Archipiélago cierre este año con algo más de 14 millones de turistas, en torno a un 6% menos que en 2019, pero, y esto es muy importante, con un gasto superior a los 17.000 millones de euros como consecuencia de que el turista que viene gasta más”.

-Por lo que veo, el verano no será un problema, pero ¿el invierno que es nuestra temporada alta?
“Está claro que para el invierno, nuevamente, nos enfrentamos a una situación que no está en nuestra mano directa resolver, pues se trata de un conflicto geopolítico con consecuencias socioeconómicas preocupantes y cuyo alcance y duración aún desconocemos, por ello es difícil ahora anticipar cómo será ésta temporada. Lo que sí le puedo adelantar es que las reservas para estas fechas están un 22% por debajo de 2019, aunque, como le dije antes, tampoco es algo que nos tengamos que tomar en negativo, porque las reservas, incluso del mercado alemán, se están produciendo a última hora. A fecha de hoy la capacidad aérea para el invierno (noviembre-marzo) ofertada con Canarias es de 9,6 millones de plazas. Es una muy buena cifra, unos 2 millones de asientos más que en el invierno pre-COVID, pero por todo lo que ya conocemos es más que previsible que esa diferencia se reduzca”.

-El Gobierno alemán aún no ha recomendado a sus ciudadanos que no viaje este invierno, pero con las dificultades con el gas y la inflación por las nubes… no creo que tarden mucho. Y con lo obedientes que son los alemanes…
“Esperemos que no lo hagan, pero mire, hay que darle la vuelta a la situación. Para evitar desalojos de mercado este verano tenemos que seguir haciendo todo lo posible para seguir siendo un destino atractivo. Y aprovechar determinadas situaciones, que no es malo. Cuando algo sucede siempre se abren ventanas de oportunidad y creemos que es un buen momento para posicionarnos de forma potente como destino de larga estancia, sobre todo ahora en que muchos europeos, como por ejemplo los alemanes, ven que se van a tener que someter a incomodidades relacionadas con el suministro energético como la calefacción… algo innecesario en Canarias, con un nivel de vida que puede ser también más atractivo para determinadas rentas, con más tiempo disponible y perfiles de trabajadores que pueden desarrollar sus labores en remoto, pero con todos los estándares europeos de los que disfrutamos. ¿Por qué este invierno, en el que habrá restricciones en la calefacción, los alemanes no pueden venirse a las Islas a pasar el invierno y trabajar aquí? No es descabellado. Por eso estamos ya desde la Consejería, trabajando en una estrategia para lanzarla en septiembre u octubre para captar turismo de larga estancia, los remote workers, un segmento con el que hemos conseguido muchos éxitos y nos hemos colocado en el top ten del Nomad List”.

-Esta semana han llegado a un acuerdo con Airbnb, ¿no?
“Sí. Acabamos de anunciar una colaboración con esta plataforma para consolidar Canarias como uno de los 20 mejores destinos para teletrabajar. Es el único de España y uno de los seis europeos que aparecen en la lista de esta plataforma. La campaña internacional en la que Canarias participa con Airbnb, Live and Work Anywhere, tiene como fin posicionarse como la plataforma de referencia mundial para el alquiler de larga estancia a través del teletrabajo. Mire, empezamos en la pandemia apostando por este segmento y la verdad es que hemos superado todas las expectativas, pues pretendíamos atraer a 30.000 teletrabajadores en cinco años y hemos recibido un total de 35.400 remote workers solo en el primer semestre de 2022, lo que supone un 0,8% del total del turismo en el año 2021. En los primeros seis meses realizaron un gasto medio de 3.171 euros por persona y viaje, casi tres veces por encima del desembolso que hace el turista vacacional, que es de 1.206 euros. El remote worker está cambiando el perfil en Canarias; un tercio de los visitantes son parejas o familias, antes el 80% o 90% eran single travelers; la edad media sube de 29 años a 30-40 o más de 40 años. Un nuevo perfil que claramente nos interesa como destino. Con ello, pretendemos reducir la dependencia de segmentos vinculados exclusivamente a la categoría sol y playa y a los mercados tradicionales, blindando el principal sector económico de Canarias en un entorno cada vez más impredecible”.

-Se rompe entonces ya con la tradición de Canarias igual a sol y playa.
“Bueno, está bien. Es inevitable asociar las Islas al sol y playa, está claro. Pero hay más cosas y más oportunidades. Por eso es importante la promoción. La Consejería de Turismo siempre ha sido la maría. Es decir, la consejería que marcha sola y que siempre da alegrías, pues yo quiero acabar con eso. Voy a pelear por tener presupuesto para promoción, porque no podemos pensar que ya estaátodo hecho en turismo. Hay mucho trabajo por hacer. Turismo de Canarias ha destinado un 27% más de fondos a la promoción este año, al contar para 2022 con 25,4 millones. Se trata del 42,2% del presupuesto total del Plan de Actuación de la empresa pública Turismo de Islas Canarias para 2022, valorado en 60,2 millones. Ahí destacan los 2 millones que se invierten en captar a los turistas de larga estancia: remote workers, silver plus y turismo deportivo profesional. Se trata de una inversión sin precedentes que demuestra nuestra fuerte apuesta por la diversificación y una mayor sostenibilidad en la demanda. El turismo ha cambiado y nosotros también tenemos que cambiar, no podemos seguir ofreciendo lo mismo que hace 20 años. Mire, por ejemplo el segmento que denominados silver plus (personas mayores de 55 años) nos interesa mucho, porque son turistas de larga estancia y que gastan mucho en destino. De ahí nuestra apuesta por promocionarnos para resultar atractivos para este segmento. También hemos reforzado como nunca nuestra apuesta por el mercado interno canario, al que este año dedicamos 1.960.000 euros. Diseñamos por primera vez una estrategia promocional que cuenta con acciones puntuales que van más allá del verano, como los puentes festivos más significativos. Tenga en cuenta que el turismo interno generó el año pasado una facturación de 628 millones de euros, de los que 174 millones fueron en las vacaciones de verano y 217 millones en viajes de fin de semana o puentes”.

-Los bonos turísticos fueron un éxito.
“Exacto. La verdad es que la gente no para de preguntar si este año volverán, pero no tenemos presupuesto. Criticaron muchísimo esta campaña, pero al final se vio la enorme acogida que tuvo. Por ello, pelearé para que en los próximos presupuestos de mi Consejería tenga una partida para volverlos a poner en marcha. A lo mejor los canarios se van fuera de las Islas en fechas largas, como puede ser el verano, Semana Santa o Navidades, pero el resto de fechas como festivos o puentes prefiere viajar entre Islas. Los datos de capacidad aérea son positivos para todas las islas pero sobre todo, destaca la capacidad hacia La Palma, con un crecimiento del 35%. Es lo que le digo de saber aprovechar las circunstancias negativas a nuestro favor”.

-¿Tenerife o Gran Canaria para ubicar la sede de la Agencia Europea de Turismo?
“No entiendo la discusión. A ver, lo importante es que la sede se ubique en Canarias porque eso supondrá empleo al margen de posicionamiento internacional para el Archipiélago. En qué Isla esté es lo de menos porque el beneficio será para las 8 Islas. ¿Usted qué cree que hará Europa si vamos allí por separado para defender la candidatura? Mire, debemos trabajar unidos para que la sede de la Agencia esté en Canarias y ya después veremos en qué Isla”.

El turismo vuelve a ser la locomotora de la economía insular

Desde que Yaiza Castilla llegó a la Consejería de Turismo, un departamento que, en teoría, solo da buenas noticias, se ha tenido que enfrentar a la quiebra de uno de los mayores turoperadores europeos con los que trabaja el Archipiélago: Thomas Cook; al cierre de un hotel entero por coronavirus; a la repatriación de turistas y cierre del espacio aéreo canario; a una erupción volcánica en la isla de La Palma y a la marcha de las bases de Ryanair. Después de casi tres años, el sector vuelve a levantar cabeza. Es cierto que el horizonte está turbio, pero las ganas de viajar colocarán a Canarias, de nuevo, como epicentro de la recuperación económica. De hecho, las Islas podrán esquivar la recesión de la que tanto hablan los organismos prevista para finales de año, gracias a la buena marcha de esta campaña de verano. Pero, ¿será suficiente? Bruselas avisó está semana de un duro invierno de frenazo económico por el impacto de la inflación desbocada y la incertidumbre de la guerra de Ucrania. El regreso masivo del turismo está ayudando, pero “la actividad económica caerá abruptamente a partir de octubre”, dice.

TE RECOMENDAMOS