puerto de la cruz

Resurge el interés por la adquisición del hotel Martiánez

El alcalde confirma que el inmueble lo van a comprar unos empresarios que ya han apostado por la renovación de otros establecimientos hoteleros en el centro de la ciudad
Resurge el interés por la adquisición del hotel Martiánez
El hotel Martiánez, en la Avenida Familia Betancourt y Molina, lleva más de dos décadas abandonado. Marta Torres

Parece que la Avenida Familia Betancourt y Molina vuelve a recuperarse y a dejar de estar en el olvido de administraciones y empresarios. Allí, en el centro del Puerto de la Cruz, dos inmuebles como el edificio Iders y el hotel Martiánez, permanecían en el olvido. Hasta ahora.

La situación primero cambió hace un mes cuando fue declarado ruina inminente, vallado, desocupado y está a la espera de ser demolido una vez que los propietarios presenten un proyecto técnico.

El segundo, fue abandonado por sus propietarios, Artola y el Banco Austríaco, desde 2005 aunque los problemas en el establecimiento comenzaron a finales de los años 80 cuando éste se transformó en timesharing (multipropiedad o venta compartida) y los trabajadores comenzaron a sufrir retrasos en el pago de las nóminas e infinidad de problemas con la propiedad, lo que motivó la presentación de un centenar de denuncias y conllevó el cierre.

Finalmente, después de más de dos décadas será adquirido por unos empresarios “que ya han decidido apostar por el municipio con la renovación de un importante hotel que lleva mucho tiempo cerrado en el centro y ahora lo harán con éste”, confirma el alcalde de la ciudad turística, Marco González.

“La propiedad tiene un compromiso de acuerdo. Ya está preparando el anteproyecto para presentarlo y se confirmará en breve oficialmente, pero es una realidad que el inmueble se va a adquirir”, insiste.

El mandatario también asegura que el próximo mes se iniciarán las obras del emblemático hotel Taoro después que la empresa Tropical Turística Canaria S.L (TTC), adjudicataria del concurso público convocado en 2019 por el Cabildo de Tenerife, solicitara una prórroga durante la pandemia.
Según el contrato firmado en su momento, la empresa realizará una inversión superior a los 25 millones que incluyen la rehabilitación y mejora del edificio, cerrado en 2006, del equipamiento y de los jardines que rodean el inmueble.

El alcalde indica que además, ha solicitado la posibilidad de gestionar el Centro de Congresos. “Creemos que es un oportunidad importante porque ha sido un inmueble infrautilizado y ahora que estrenamos iniciativas como ‘Veranos del Taoro’, se puede entender que la empresa quiera también gestionar el Centro para tener una programación cultural”, justifica.

TE RECOMENDAMOS