islas

La isla de Gran Canaria lidera los daños por la tormenta tropical Hermine, pero tendrá agua hasta 2024

El Gobierno regional solo mantiene la alerta en El Hierro por tormentas y por inundaciones, mientras que el resto baja a prealerta, excepto Fuerteventura y Lanzarote
Gran Canaria
La isla de Gran Canaria lidera los daños por la tormenta tropical Hermine

El paso de Hermine por Canarias, que no llegó a convertirse en ciclón, pero sí en una depresión tropical y luego en borrasca, dejó un saldo de desperfectos en carreteras y vías de todas las Islas, pero también un maná de agua bendita para paliar la sequía de nuestros embalses y empapar el campo para las futuras cosechas.

Gran Canaria fue la isla más afectada, en un primer balance, en cuanto a daños en carreteras e infraestructuras -se calcula unos daños por valor de cuatro millones de euros-, pero también la más beneficiada con la caída de tantos litros de agua, “una bendición” para la agricultura, reconoció el presidente del Cabildo, Antonio Morales, que avanzó lo recaudado por las presas públicas y privadas de la isla: 2.721.212 metros cúbicos de agua, un 6% de incremento del volumen total. En total, se trata de un 39% de incremento sobre el volumen disponible antes. “Ya disponemos de agua hasta 2024”, reconoció Morales.

En Tenerife, sin embargo, el Cabildo no ha hecho aún balance de la situación de los embalses, aunque reconoce Javier Parrilla, consejero de Agricultura, que el agua caída ha sido “extraordinaria” para los embalses y sobre todo para realimentar las galerías, si bien recuerda que la política del Cabildo se basa en un nuevo modelo de “agua regenerada”.

La Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias, con base a la predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) y de otras fuentes disponibles, actualizó ayer la situación, de tal forma que mantiene la alerta por tormentas y por inundaciones pluviales en El Hierro, mientras que las islas de La Gomera, La Palma, Tenerife y Gran Canaria pasan a situación de prealerta tras Hermine.

Además, se da por finalizada la situación de prealerta en las islas de Lanzarote y Fuerteventura. Se expone que actualmente es baja la probabilidad de que se registre alguna tormenta en el entorno, si bien hay cortes puntuales en el suministro eléctrico en Gran Canaria y se mantiene la afección en carreteras de Gran Canaria, Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro por riesgo por desprendimientos.

Desde que comenzó la alerta máxima por la proximidad a Canarias del ciclón tropical Hermine, el 1-1-2 Canarias registró casi 2.300 incidencias, de las que un 75% corresponden a la provincia de Las Palmas. Por tipología, 648 están relacionadas con achiques de agua, 690 con cortes en carreteras debido a desprendimientos que afectan al tráfico de vehículos y 716 a problemas de suministros, principalmente en el tendido eléctrico.

En cuanto a las islas, Gran Canaria ha concentrado el mayor número de servicios, con 1.531, destacando los localizados en Las Palmas de Gran Canaria con 715; Telde, con 186; San Bartolomé de Tirajana, con 85; Mogán, con 71; Santa Lucía de Tirajana, con 84; Arucas, con 75, y La Aldea de San Nicolás, con 69.

En la isla de Tenerife se registraron 464 incidencias, de las que 164 se produjeron en Santa Cruz de Tenerife; 69, en La Laguna; 38, en Arona; 34, en Candelaria, y 31, en Güímar, entre otras.

Igualmente, en la isla de La Palma se atendieron 45 afectaciones, por las 23 de La Gomera y las 13 que tuvieron lugar en El Hierro.

TE PUEDE INTERESAR