Testigo de la historia del siglo XX

La fachada del Templo Másonico se finalizó en 1923, aunque el edificio como tal se inauguró en 1904, año en el que se llevaron a cabo las primeras actividades de la Logia Añaza, impulsora de su construcción. S. M.

sm templo masonico 02.jpg