tenerife sur

Addict: la gran boutique ‘online’ se estrena en las Islas

Es una apuesta innovadora que se empieza a abrir paso en Canarias y que en apenas tres semanas sus primeras señales apuntan a un próspero negocio

venta online
María de Francisco, propietaria de Addict Canarias, empresa que comenzó a prestar servicio a principios de mes desde Costa Adeje para todas las islas. DA

Es una apuesta innovadora que se empieza a abrir paso en Canarias y que en apenas tres semanas sus primeras señales apuntan a un próspero negocio. La primera web en el Archipiélago de compraventa específicamente de ropa y complementos nuevos, seminuevos y de segunda mano es mucho más que un gran escaparate en la red, donde se pueden adquirir prendas de diferentes estilos a bajo precio o vender artículos que nunca llegamos a estrenar o que hemos usado mínimamente. Addict Canarias (www.addictcanarias.com) es también un gran ropero virtual, infinito, en el que cada usuario puede mostrar a sus seguidores los movimientos que realiza en su armario, ofreciendo las opciones de cualquier red social: desde un comentario o un me gusta a compartirlo con otros internautas.

Su funcionamiento no puede ser más sencillo. Una vez que el usuario se da de alta con un nombre (que no necesariamente tiene que ser el real), sube las fotos con los artículos que quiere vender, fija el precio y Addict Canarias, que gana un porcentaje sobre el coste, revisa las imágenes y verifica el producto. Quien esté interesado podrá comprar directamente, sin pasar por la empresa promotora del portal que, eso sí, asegura la compraventa, al no abonar el importe al vendedor hasta que compruebe que el artículo ha sido entregado.

Addict Canarias, que ha firmado acuerdos con Correos y la empresa de mensajería Nacex, enviará al vendedor la etiqueta que debe adherir al paquete que depositará en Correos o al personal de Nacex cuando se lo recoja en su domicilio, sin que tenga que rellenar ningún formulario. Los gastos de envío corren siempre a cuenta del comprador.

María de Francisco, propietaria de la empresa, reivindica un cambio de mentalidad y propone una mirada diferente sobre un mercado por descubrir en las Islas, en un momento en que lo vintage está claramente en auge en el mundo. “Es muy importante crear la cultura de que un producto puede tener mucha más vida de la que le damos. Con nuestra propuesta, además, brindamos la oportunidad de hacer felices a personas que, por motivos económicos, no pueden comprar productos de calidad nuevos”, explica.

“Se debe alargar el tiempo de vida de los artículos, propiciando que un mismo vestido adquiera un significado importante para diferentes personas. Me refiero, por ejemplo, al vestuario de una boda, al traje de una pedida de mano, o al de una puesta de largo… Son prendas con historia que tendrían varias vidas, sin condenarlas en el fondo de un armario”.

Pero también hay casos muy diferentes, apunta María de Francisco, que podrían encontrar una salida en el escaparate de Addict Canarias, “como vender ese vestido que nos regalaron y no llegamos a estrenar nunca, la falda de otra talla que no cambiamos o, incluso, esa prenda con la que un día nos sorprendió un antiguo novio y no queremos usar nunca más”.

La última gran apuesta del grupo Canarias.com, con sede en Costa Adeje, no es un rastro virtual ni se le parece. A diferencia de otras webs que venden indistintamente zapatos, motos o raquetas de tenis, Addict Canarias se ha especializado en el sector de moda y complementos, y una de sus prioridades es, además de la seguridad y rapidez, garantizar la autenticidad de los productos que ofrece al consumidor. El eslogan publicitario de la empresa, ideado por su propietaria, no puede ser más original para anunciar su ámbito de actuación: “Entregas en toda España, excepto Península, Baleares, Ceuta y Melilla”. “La idea surgió cuando intenté comprar, vía online, un artículo de moda y después de completar todos los trámites pertinentes me dijeron que no entregaban mercancía en Canarias. En ese momento empecé a darle vueltas y me pregunté: ¿Por qué no creo algo para poder ayudar a tantas personas que, como yo, no tenemos la posibilidad de acceder a ese mercado de las webs, y que, de esa forma, los que vivimos en Canarias estemos en las mismas condiciones que los peninsulares?”.

María de Francisco explica que para los envíos se ha fijado una tarifa plana, de tal forma que el coste sea el mismo si la operación se realiza entre compradores y vendedores de la misma isla o de islas distintas, “a pesar de que aquí todo tiene que ir en barco o avión, a diferencia de la Península, por lo que hemos tenido que hacer un gran esfuerzo para que el coste sea el mismo en toda Canarias”.

El funcionamiento como red social ofrece también un abanico de posibilidades que aportan mucho dinamismo a la web. “Al crear un armario virtual puedes también acceder al vestuario del resto de usuarios, a los que puedes seguir si tus gustos son similares. Habrá quien le guste el armario de una surfista, de una ejecutiva o de una boho chic. Sus seguidores recibirán una notificación a su móvil y al correo electrónico cada vez que esa persona añada un producto a su armario, con un mensaje del tipo: “Cristina, a la que sigues, acaba de subir una falda”.
La propuesta de Addict Canarias quiere ir más allá de la compraventa. Su propietaria ya idea cómo cerrar el círculo de actividades económicas que genera su negocio, y para ello se plantea establecer puntos de recogida para el reciclaje de prendas, lo cual también pone de relieve el compromiso de la empresa con la sostenibilidad.

Una moda que se extiende entre las ‘influencers’

María de Francisco ha contactado con destacadas influencers, entre ellas Asun Baute, una de la que más seguidores reúne en Canarias. “Todas las famosas que disponen de cuenta en Instagram indican el armario virtual en el que venden su ropa”, afirma.