Arona

La mapache capturada en Arona sobrevivía robando comida para gatos

La Fundación Neotrópico, responsable de capturar especies invasoras, ha trasladado al animal a sus instalaciones en Barranco Grande

El mapache (Procyon lotor) encontrado en Las Galletas, Arona. | Fundación Neotrópico

Un bombero residente en la zona de Las Rosas, cerca de Las Galletas (Arona), se percató la semana pasada de que la comida de sus gatos desaparecía cada mañana del jardín. Estos pasaban la noche dentro de la vivienda y pensó que, probablemente, sería una rata de gran tamaño. Al comprobar que los hurtos nocturnos no cesaban, decidió permanecer una noche alerta para sorprender al ladrón de pienso. Sin embargo, la sorpresa se la llevó él mismo cuando descubrió a un mapache en pleno festín en la noche del pasado martes.

Al día siguiente, contactó con el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil que, a su vez, comunicó el hallazgo a la Fundación Neotrópico, responsable de realizar las capturas de especies invasoras en la Isla.

Los miembros de la organización colocaron varias trampas con cebos para intentar capturarlo. Aunque la acción se prolongó durante casi cuatro días debido a que estos mamíferos suelen ser “muy inteligentes y desconfiados”. Así lo ha explicado a DIARIO DE AVISOS el presidente de la organización, Jaime de Urioste, que hasta el momento desconoce si el mapache “se ha escapado o ha sido abandonado”.

María José Bethencourt y Jaime de Urioste, con dos de sus mascotas posando junto a ejemplares de Diario de Avisos. SERGIO MÉNDEZ

Lo que sí ha confirmado Urioste es que llevaba poco tiempo deambulando por el municipio, ya que se encontraba bastante delgado y con un pelo en mal estado. “Estos animales saben buscarse las castañas y son capaces de volcar un contenedor de basura para aprovechar los desechos orgánicos, como ocurre en Estados Unidos”, añade. Además, asegura que las consecuencias que puede ocasionar este animal suelto son muy graves para la fauna autóctona. Y es que en el año 2003, “un mapache fue capaz de matar a un centenar de pardelas en la isla de Lanzarote”.

De momento, el ejemplar de la especie invasora se encuentra recuperándose en las instalaciones de Neotrópico, situadas en la zona de Barranco Grande, en Santa Cruz de Tenerife, hasta que pueda ser reubicado en algún parque zoológico que cumpla con las condiciones necesarias para el desarrollo y el bienestar del animal. Hasta entonces, permanecerá en manos de la fundación durante un tiempo indeterminado, ya que, como recuerda el responsable, “otros mapache que capturamos en Tenerife estuvo con nosotros cinco años”. Pese a que el mamífero aún no tiene nombre, los biólogos de dicha entidad han podido confirmar que se trata de una hembra.

En este sentido, la Fundación Neotrópico hace un llamamiento a la sociedad para que se evite mantener especies invasoras en las Islas, con los efectos que ello conlleva, y aboga por la responsabilidad de un entorno acorde al archipiélago canario.