Sucesos

El mayor terremoto en 30 años se deja sentir en Tenerife y Gran Canaria

Todo apunta a que la gran falla existente entre la Isla y Gran Canaria causó el temblor, que fue 80 veces inferior a lo establecido en el Archipiélago para la edificación sismorresistente

Un terremoto de 4.4 grados en la escala de Richter, según la medición realizada por la Red Sísmica Canaria (4.2 grados, según el Instituto Geográfico Nacional), se dejó sentir a primera hora de la mañana de ayer en buena parte de la isla de Tenerife, así como en algunos puntos de Gran Canaria. Precisamente, todo apunta a que el origen de este movimiento sísmico está en la gran falla submarina existente entre ambas islas capitalinas, donde también hay un enorme volcán (conocido como el volcán de Enmedio). El temblor de ayer es el más fuerte que se ha registrado en Canarias desde 1989, cuando también se localizó en la misma zona otro terremoto, de 5.2 grados en la escala de Richter.

En cuanto a la percepción por parte de la población, fue notable a pesar de que se produjo a las 6.36 horas y, según los cuestionarios enviados al IGN para dejar constancia, se repartió por media isla. Aproximadamente 150 canarios rellenaron el mismo, y si bien la mayoría de los que aseguran haberlo sentido residen en la zona de Valle de Güímar y el área metropolitana, hay testimonios desde varios municipios de Gran Canaria y del norte y sur de Tenerife.

Sobre los daños, nada hay que temer, dado que, como recuerda Nemesio Pérez, director científico del Instituto Volcanológico de Canarias (Involcan), del que depende la Red Sísmica Canaria, la magnitud fue 80 veces inferior a la que señala la norma para la edificación sismorresistente en Canarias. Eso sí, todas las estaciones de la Red Sísmica Canaria registraron el fenómeno, al igual que las de la cercana Madeira.

Lectura del terremoto en el Instituto Geográfico Nacional / Involcan
Lectura del terremoto en el Instituto Geográfico Nacional / Involcan

En cuanto a otras características del temblor, al que precedieron durante la madrugada otros tres de intensidad muy inferior (de entre 1.7 y 1.9 grados), para el IGN la profundidad fue de 14 kilómetros, mientras que para la Red Sísmica Canaria apenas fue de 5 kilómetros.

Sobre el origen del terremoto, todo apunta a que radica en la gran falla tectónica submarina existente entre Tenerife y Gran Canaria, y no al llamado volcán de Enmedio, un coloso también submarino ubicado en la zona donde se focaliza tanto el temblor de ayer como el de 1989.

Volcán de en medio / DA
Volcán de en medio / DA

Fueron los investigadores Isabel Blanco, de la Universidad de Burgos, y Fuensanta G. Montesinos y José Arnoso, de la Complutense de Madrid, quienes publicaron hace un año en la revista Scientific reports, del grupo Nature, los resultados de la revisión que hicieron sobre los datos magnéticos recabados en el Archipiélago por el IGN en los años noventa. En dicho trabajo prueban la existencia, en la parte sumergida del noroeste de Gran Canaria, de un gran cuerpo rocoso con polaridad inversa a la orientación magnética actual de la Tierra y un tamaño que representa prácticamente la quinta parte de todo el edificio de esta isla. En ese sentido, explicaron los investigadores que la enorme montaña que conforma sobre el lecho marino Gran Canaria tiene un volumen de entre 35.000 y 40.000 kilómetros cúbicos, en los que la isla que se levanta casi 2.000 metros sobre el mar solo representa el 2% del total.

El cuerpo con anomalías magnéticas que detectaron en el noroeste de Gran Canaria tiene entre 2.100 y 10.000 kilómetros cúbicos de volumen, su forma es alargada y estrecha, se extiende en dirección este-nordeste a oeste-suroeste y se prolonga en vertical desde el lecho del mar hasta 6.000 o 13.000 metros más abajo. Los autores consideran que ese tipo de geometría apunta a que se trata de magmas que emergieron en la fase de crecimiento de Gran Canaria bajo la influencia de una gran falla, y en un momento del pasado de la Tierra en la que los polos magnéticos estaban invertidos respecto al presente (de ahí su polarización inversa). Este artículo entra de lleno en un debate que se prolonga desde hace décadas: el relativo a cuál fue el mecanismo geológico que formó (y sigue formando) Canarias: si se trata de un punto caliente bajo la corteza terrestre que ha ido aflorando magma hacia la superficie mientras la placa sobre la que se sitúa el Archipiélago se desplaza hacia el este o si es fruto de mecanismos tectónicos.

Aunque se da por buena la primera explicación, esta gran falla puede alimentar el debate sobre la segunda, al estar ligada de algún modo a la cordillera del Atlas, dado que ello contribuye a explicar mejor el rápido crecimiento que experimentaron algunas de las islas. Ya en 1971, los británicos Bosshard y MacFarlane ya intuyeron la existencia de esta falla tras un estudio gravimétrico.
En cuanto al Volcán de Enmedio, se encuentra en la zona conocida como Canal Anaga-Agaete, a 25,47 kilómetros de Tenerife y 36,2 de Gran Canaria. Su base es enorme, equivalente a 539 campos de fútbol. Su profundidad es de 1.630 metros en su cima y de 2.100 metros en su base, con una altura máxima de 470 metros.

El resumen más acertado lo hace Nemesio Pérez: “Terremotos como el que nos ocupa son normales que se registren en la actualidad y lo serán en el futuro”.

El Pevolca se lo toma con calma y se cita para el próximo lunes

El Comité Científico del Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo Volcánico (Pevolca) se reunirá el próximo lunes en Tenerife, y la reunión estará presidida por la viceconsejera de Medio Ambiente y Seguridad, Blanca Pérez, cuyo departamento es el que convoca esta cita.