La Palma

Los paisajes de Garafía centran el rodaje de la serie ‘The Witcher’

Después de una jornada de rodaje en el punto más alto de la isla de La Palma, en el Roque de Los Muchachos, el pasado sábado, los trabajos se realizaron ayer en el bello y alejado enclave de Juan Adalid

Rodaje de una escena de 'The Witcher'. / J.A. Fernández
Rodaje de una escena de ‘The Witcher’. / J.A. Fernández

El rodaje de la serie The Witcher continúa viento en popa en la isla de La Palma, después de un domingo de relativo descanso para el equipo, dado que pese a que no se grabó ninguna nueva escena, los operarios estuvieron desplazando y preparando los equipos para que todo estuviera listo al día siguiente.

Después de una jornada de rodaje en el punto más alto de la isla de La Palma, en el Roque de Los Muchachos, el pasado sábado, los trabajos se realizaron ayer en el bello y alejado enclave de Juan Adalid, en el municipio de Garafía. Tras las primeras jornadas en El Paso, el epicentro de la grabación se desplaza al norte de La Palma, que es el marco donde se desarrollará el resto de la grabación.

Junto con Juan Adalid, otro punto importante de rodaje en los próximos días será La Zarza, espacio conocido porque allí se encuentra uno de los conjuntos de grabados rupestres aborígenes más sobresalientes de la isla, que están protegidos en un parque cultural que lleva su nombre.

El rodaje ya no saldrá del norte de la isla Bonita porque las otras dos localizaciones en las que se va a grabar la serie que protagoniza el actor británico Henry Cavill son el Cubo de La Galga, en el municipio de Puntallana, y el bosque de Los Tilos, en San Andrés y Sauces.

JUEGO DE TRONOS

Precisamente este último enclave, corazón de la Reserva Mundial de la Biosfera de La Palma, es el lugar elegido para rodar el próximo mes de junio parte de la precuela de la legendaria serie Juego de tronos, de la cadena HBO, tal y como adelantó ayer DIARIO DE AVISOS.

Así las cosas, el año 2019 parece que se consolida como el momento en que la isla de La Palma va a dar el salto definitivo como escenario para el rodaje audiovisual. Una idea sobre la que se venía trabajando desde hace años por entidades como La Palma Film Commission y que parece que ha terminado de cuajar con la presencia de producciones de dos grandes plataformas gigantes.