santa cruz

Vecinos de Salamanca rechazan que el parque Secundino Delgado albergue un espacio para perros

La asociación La Arboleda inicia una campaña de recogida de firmas para que se paralice el proyecto que el Ayuntamiento ha incluido en los presupuestos participativos municipales
Fotomontaje del proyecto de instalación de un recinto para perros en el parque público Secundino Delgado, en el barrio capitalino de Salamanca. DA
Fotomontaje del proyecto de instalación de un recinto para perros en el parque público Secundino Delgado, en el barrio capitalino de Salamanca. DA
Fotomontaje del proyecto de instalación de un recinto para perros en el parque público Secundino Delgado, en el barrio capitalino de Salamanca. DA

El parque Secundino Delgado, en el capitalino barrio de Salamanca, es uno de los espacios más cuidados de la capital. Sus laureles de Indias centenarios, sus bancos y espacios de juegos lo convierten en un lugar único en Santa Cruz. Además, es uno de los pocos que está vallado, lo que evita, en gran medida, el vandalismo que se da en otros espacios verdes. Por eso, los vecinos no entienden que el Ayuntamiento de Santa Cruz haya incluido en los proyectos a votación en los presupuestos participativos que se acondicione en su interior un parque para perros, que restaría 500 metros cuadrados al espacio total del parque.

Desde la Asociación de Vecinos La Arboleda han iniciado una campaña de firmas para pedir al Consistorio que retire este proyecto, o, al menos, que la gente no vote por su realización. En la plataforma Change.org ya son 150 los firmantes de esta petición. La asociación, que sí que defiende que el barrio cuente con un espacio para las mascotas, disiente de que el parque Secundino Delgado sea el lugar más adecuado, máxime cuando desde hace años se ha prohibido la entrada al parque a los perros por una plaga de pulgas que afectó a los más pequeños.

Como explican desde La Arboleda, “actualmente el municipio de Santa Cruz de Tenerife tiene censados 50.000 perros, es por ello que se demanda más espacios para permitir que los animales puedan correr y jugar, sin riesgos y sin molestar a los vecinos, por eso desde la asociación se rechazó la propuesta de reservar una zona para perros dentro del pequeño parque vallado de Secundino Delgado, debido a la gran afluencia de familias con niños y de personas mayores, y a las reducidas dimensiones de la zona verde del parque, pues se sacrificaría el 20% de la superficie de jardines con árboles, cuando en otros parques no llega al 1%”. Añaden que “ahora, precisamente en medio de la pandemia del coronavirus, donde es necesario mayores distancias de separación, nos parece que un recinto cerrado que solo tiene dos accesos únicos por una misma y única calle, por lo que los perros con sus dueños, atravesarían forzosamente las zonas de juego de los niños, sea el más adecuado”.

Para apoyar su rechazo a que este proyecto salga adelante, La Arboleda recuerda que el artículo 18 de la Ordenanza municipal de tenencia de animales de Santa Cruz indica que está prohibida la estancia de animales en aquellos parques públicos en que se prohíba expresamente por el Ayuntamiento de Santa Cruz, mediante carteles indicativos de dicha prohibición en sus accesos, la entrada y estancia de animales en los parques infantiles, áreas de juego infantil o jardines de uso por parte de los niños y su entorno, con el fin de evitar las deposiciones y micciones dentro de sus espacios.

“Desde hace ya varios años, se prohibió la entrada de perros al pequeño parque por parte del Ayuntamiento, debido a que los niños que acudían al parque se vieron afectados por una plaga de pulgas”, insisten. Según los vecinos, llevan más de un año negociando varias alternativas con el coordinador del Distrito Centro-Ifara, como, por ejemplo, aprovechar un solar de 500 metros cuadrados en la calle Veremundo Perera junto al barranco Santos. Otras localizaciones posibles son la plaza de 779 metros cuadrados de la calle Campoamor nº 3, en la zona de Las Acacias que actualmente se utiliza principalmente para pasear perros y está solo a 290 metros del Parque Secundino Delgado. “Diariamente se ven numerosos vecinos con sus perros paseando por dicha plaza, pues no existe ningún parque para perros en las proximidades. Es más, como parque infantil, las familias prefieren desplazarse al de Secundino Delgado, que está muy próximo” insisten desde la asociación.

Otra posible ubicación para un parque de perros, apunta La Arboleda, es el espacio que está situado entre el barranco de Santos y la calle Esther Tellado Afonso, con una superficie de 8.315 metros cuadrados, el cual está actualmente infrautilizado, dada su ubicación.” “En este parque sí habría espacio suficiente para que los perros puedan correr y jugar sin riesgos ni molestias para los vecinos. Incluso se podría segregar el parque en sectores independientes, según los tamaños y las razas de los perros. También habría espacio para construir una estupenda instalación de entrenamiento agility para perros”.

La Arboleda ha trasladado esta información tanto al concejal de Distrito Centro-Ifara como al resto de partidos que conforman el Pleno del Ayuntamiento.

TE RECOMENDAMOS