el tiempo

Canarias continúa en riesgo por vientos y olas de hasta cinco metros

Soplarán rachas máximas de hasta 70 kilómetros por hora, que afectarán sobre todo a la zona de El Paso, en la isla de La Palma
OLEAJE BAJAMAR 29 OCTUBRE 2020
Grandes olas en Bajamar, el pasado 29 de octubre de 2020. Fran Pallero

La lluvia, el viento, la nieve, los deshielos, los aludes y los fenómenos costeros pondrán este viernes en situación de riesgo (aviso amarillo) o de riesgo importante a buena parte del país, en concreto a 14 comunidades autónomas, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Toda Canarias, en particular, continuará este viernes en riesgo por fenómenos costeros al soplar viento del noreste de fuerza siete y producirse mar combinada del norte con olas de cuatro a cinco metros.

Asimismo, soplarán rachas máximas de hasta 70 km/h, que afectará a la zona de El Paso, así como a los extremos noroeste y sudeste de la isla; además de en cumbres y vertientes del noroeste y este de las islas de La Gomera y El Hierro. De este modo, las islas de La Palma, La Gomera y El Hierro se encuentran en aviso amarillo por fuertes vientos.

En concreto, Navarra tendrá riesgo importante por precipitaciones que podrán acumular 80 litros por metro cuadrado en 12 horas y hasta 100 litros por metro cuadrado en todo el día. Por precipitaciones que podrán sumar de 40 a 50 litros por metro cuadrado en 12 horas tendrán aviso amarillo las provincias de Asturias, Cantabria, Guipúzcoa, Vizcaya, Álava, León, Burgos, Palencia, Huesca y Lérida.

En Lérida se ha activado el riesgo importante por nevadas que podrán acumular hasta 20 e incluso 30 centímetros de nieve y el aviso amarillo por acumulación de entre 5 y 10 centímetros de nieve en Gerona, Huesca y Navarra.

Además, tendrán aviso naranja por fenómenos costeros las provincias Asturias, Cantabria, Vizcaya, Guipúzcoa, Gerona y Tarragona, y aviso amarillo en La Coruña, Lugo, Pontevedra, Valencia, Mallorca, Menorca, Ibiza, Formentera, la ciudad autónoma de Melilla, Almería y Málaga.

Otro fenómeno adverso de este viernes que obliga a activar el aviso por riesgo importante será el viento, que llegará a soplar con rachas de 100 kilómetros por hora en Tarragona, Castellón y Mallorca y con menor intensidad –aviso amarillo–, con rachas de hasta 80 o 90 kilómetros por hora, en Cantabria, Vizcaya, Guipúzcoa, Navarra, León, Palencia, Burgos, Segovia, Zamora, Madrid, Teruel, Zaragoza, Huesca, Lérida, Gerona, Lérida, Barcelona, Tarragona, Castellón, Valencia, Alicante, Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera y Almería.

Asimismo, avisa por riesgo de aludes a Huesca, Lérida y Navarra y también, con nivel amarillo, por deshielo a Huesca, Navarra, León, Palencia y Burgos.

La AEMET pronostica que este viernes se registren precipitaciones localmente persistentes, deshielos en el Cantábrico y Pirineos y que siga nevando en Pirineos. Asimismo, destaca los vientos que soplarán fuertes o con intervalos de fuerte del oeste o del noroeste en el Cantábrico y en el Mediterráneo y en Canarias, así como en zonas de montaña del norte, del centro y del este de la Península.

En el tercio norte de la Península, el sistema Ibérico y este del sistema Central estará nuboso o cubierto con precipitaciones, mientras que seguirán las precipitaciones localmente persistentes en el Cantábrico oriental y Pirineos. No se descarta que en esta cordillera lleguen a ser localmente fuertes.

En el resto de serán menos abundantes y en Galicia tenderán a remitir durante el día. En el este de Baleares espera cielos nubosos con algunos chubascos que podrían extenderse de forma dispersa al resto del archipiélago. En el área mediterránea peninsular habrá cielos poco nubosos o con intervalos, mientras que en el resto de la Península predominarán los cielos nubosos, sin descartar alguna precipitación débil al principio en las Béticas.

Respecto a Canarias, la AEMET espera también intervalos nubosos aunque tenderá a poco nubosos y no descarta algunas precipitaciones débiles al principio en el norte de las islas de mayor relieve.

Las precipitaciones serán en forma de nieve a partir de 1.800 a 2.200 metros en Pirineos y bajará a 1.200 a 1.600 e incluso a 900 o 1.200 metros en la zona oriental y se situará entre 1.400 y 1.800 metros en la Cantábrica occidental y en la Ibérica.

Por otro lado, la AEMET no descarta nubes bajas ni nieblas matinales en la vertiente atlántica y espera que las temperaturas suban en todo el país de modo que las heladas se restringirán a Pirineos.

Por último, reitera que los vientos soplarán fuertes o con intervalos de fuerte del oeste o del noroeste en el Cantábrico, en el Mediterráneo y en las zonas de montaña del norte y del este peninsular. En Canarias soplarán los vientos alisios con intervalos de fuerte.

TE RECOMENDAMOS