‘La Diabla’ cae en Alemania

La proxeneta venezolana, en el Top-3 de los criminales más buscados por España, ha sido capturada en Hamburgo junto a su novio, un jugador de hockey lituano
‘La Diabla’ captaba mujeres en Venezuela para su explotación sexual en España con una “violencia desmedida”. Policía Nacional

Siempre acaban cayendo, y más cuando detrás de su pista se encuentran las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado español, no en balde se trata de uno de los países más seguros de su entorno. Esta vez se ha capturado a La Diabla, llamada así por un personaje de la serie televisiva Sin tetas no hay paraíso.

Pero esta es real, y se la buscaba por “los delitos de trata de seres humanos, blanqueo de capitales y organización criminal, al estar presuntamente implicada en la explotación sexual que ejerció a múltiples mujeres (entre ellas, personas transexuales) por diferentes puntos de España“, informa la Policía Nacional.

Se trata de Leudis Isaac Corro Camacho, estaba en la lista de delincuentes más buscados de Europol y conformaba el TOP-3 español con Antonio Anglés (Niñas de Alcasser) y el narco Norbert Khöler. Ahora, ha caído en Alemania gracias al respaldo de su policía, la BKA, en el marco de la red ENFAST.

Cita El País que, precisamente, era en el país germano y Lituania donde se sospechaba que podía haberse refugiado, dado que mantuvo relaciones sentimentales con un expolicía alemán y luego con un conocido jugador de hockey sobre hielo lituano llamado Robert Licitis. Y junto a él la encontraron la madrugada del pasado 1 de diciembre en la ciudad alemana de Hamburgo. Se alojaban en la habitación de un hotel, en el número 8 de la calle Graumannsweg.

Sobre su peligrosidad, basta con citar a la Policía Nacional, quien detalla que los hechos que motivan la detención de La Diabla se asientan en la explotación sexual que ejerció a múltiples mujeres y personas transexuales durante su estancia en diferentes puntos de España, entre los que se incluyen pisos de las ciudades de Barcelona y Oviedo, así como un club de alterne en Caspe (Zaragoza).

Presuntamente, captaba mujeres y personas transexuales en su país de origen, Venezuela, a las que prometía trabajo en España y luego les obligaba a hacerse operaciones de aumento de pechos y liposucciones para, posteriormente, viajar hacia Barcelona, Madrid y Alemania, donde eran encerradas en pisos y explotadas sexualmente para pagar una presunta deuda de 12.000 euros por los gastos ocasionados. También recibían palizas y vendidas a otros clubes o proxenetas cuando ya “no daban rendimiento’’.

TE RECOMENDAMOS