la laguna

La Laguna pide un nuevo informe antes de adjudicar el servicio de residuos

Los técnicos ven dudas en la justificación de FCC, la empresa con mayor puntuación, de su “baja anormal” y lo dejan en manos de la Mesa de Contratación, que solicita otra valoración

La Mesa de Contratación del Ayuntamiento de La Laguna ha solicitado un nuevo informe más concluyente antes de adjudicar el Servicio de Recogida de Residuos, Limpieza Viaria y Afines en el municipio, que salió a licitación en enero de 2021 por 173,17 millones.

En un informe del pasado octubre se había concluido que la empresa con la máxima puntuación era FCC Medio Ambiente S.A, aunque se apuntó que incurría en “baja anormal” en el criterio nº 2 de adjudicación, “al proponer un porcentaje total de 86,56% de reducción de los kilos de fracción, resto que se compromete alcanzar sin costo adicional para la Administración”, superando el 60% establecido en el pliego. Por lo que la Mesa de Contratación requirió a la empresa una justificación.

El Perfil del Contratante ha publicado estos días el informe de valoración del área de Medio Ambiente y Servicios Municipales de dicha justificación, y en el que se señala que esa reducción del 86,56% “se considera un dato difícilmente alcanzable teniendo en cuenta los medios materiales y humanos que se han considerado en la oferta presentada, además de las campañas de concienciación”.

En el informe, los técnicos analizan también “la interpretación que realiza FCC a la hora de aplicar los porcentajes de reducción propuestos, afirmando que no incurriría en baja anormal al aplicarlos respecto al año anterior y no al año 2019 de referencia”, con lo que el porcentaje de reducción al final del contrato sería inferior al 60%. Aplicando la misma interpretación a los porcentajes de reducción propuestos por el resto de las empresas para hacer un análisis comparativo, se observa que aún así “existe una desproporcionada diferencia entre el objetivo que se alcanza con la propuesta de FCC y el resto de las empresas”. Además, “se puede deducir que FCC propone que durante el primer año del contrato se reduzca un total de 7.018.432 kilogramos de fracción resto”. Analizados los datos y consultados estudios, “respecto a la dependencia que la mejora de las ratios de reciclaje tiene de la concienciación ciudadana y teniendo en cuenta que los contenedores de materia orgánica, según se indica en la oferta de FCC, irán dotados de cierre de control mediante llaves, que se irán repartiendo a la población que lo solicite, es razonable suponer que, durante el primer año del contrato, alcanzar una reducción de 7.018.432 kg no se considera viable teniendo en cuenta, además, que la dotación de medios y contenedores no estarían operativos antes de los seis meses. Este indicativo hace prever que los objetivos de porcentajes propuestos de reducción de peso de la fracción resto no son razonables, especialmente durante los primeros años, ni existe una justificación en la oferta que indique de forma coherente tal posibilidad”, sostienen los técnicos en el informe. Por ello, “en virtud de la exposición realizada en el informe se puede concluir que no se ha considerado viable cumplir los porcentajes de reducción del peso de la fracción resto propuestos por la empresa FCC, por lo que se eleva a la Mesa de Contratación para que, a su juicio, atendiendo a los intereses del Ayuntamiento, considere admitir o no la baja anormal. Sin perjuicio de considerar que, de no alcanzar los porcentajes anuales propuestos por la empresa, puede conllevar aplicar lo especificado en el artículo 24.2.1 del PCAP que establece que en el caso de que el contratista realizara defectuosamente el objeto del contrato, o incumpliera parcialmente su ejecución, […] el órgano de contratación podrá optar por resolver el contrato con incautación de la garantía constituida, o bien imponer una penalización económica proporcional a la gravedad del incumplimiento”.

Visto esto, la Mesa de Contratación emitió un informe en el que considera que “ha de verificarse e indicarse expresamente que la oferta presentada por dicho licitador se encuentra efectivamente incursa en presunción de anormalidad y, en su caso, a la vista de la justificación efectuada, señalarse igualmente, de manera clara e indubitada, que dicha oferta no puede ser cumplida como consecuencia de la inclusión de valores anormales y no haber justificado plena y oportunamente la viabilidad de la misma”. Por ello, el órgano acordó remitir el expediente al área municipal “al objeto de que se emita nuevo informe sobre los extremos anteriormente referidos”.

TE RECOMENDAMOS