la victoria de acentejo

La Victoria de Acentejo aprovecha las hojas caídas en el último temporal para hacer compost

Además de palmeras, se tritura el sarmiento de la viña y una vez molidas se trasladan y depositan en la finca de Santa Eulalia
Las hojas de palmeras y sarmiento se trituran en los espacios habilitados para ello y se llevan a Santa Eulalia
Las hojas de palmeras y sarmiento se trituran en los espacios habilitados para ello y se llevan a Santa Eulalia

El Ayuntamiento está muy concienciado con la sostenibilidad medioambiental y lo demuestra con hechos. La última apuesta es aprovechar las hojas de palmera que los fuertes vientos derribaron en el último temporal para hacer compost y abonar los jardines públicos.

Hasta conseguir este objetivo, esta especie y las hojas de sarmiento de la viña se trituran con una máquina específica para este fin que el Ayuntamiento alquila y que una vez molidas se trasladan a la finca municipal de Santa Eulalia, que se convertirá en un gran espacio verde, para ser utilizado como “camada” o “colchón” en el suelo de los parques, en concreto, en el de El Pinar, para evitar el crecimiento de la mala hierba.

“El sarmiento de la viña es un problema porque el Consistorio se estaba gastando 10.000 euros en alquilar bandejas durante la poda, una cantidad elevada para un municipio pequeño que no tenía mayor rentabilidad que transportar y dejar los puntos de recogida vacíos”, comenta el alcalde, Juan Antonio Abreu.

Para darle continuidad a esta iniciativa y ampliar sus objetivos, el Consistorio ha presentado una subvención para conseguir una máquina biotrituradora con la que pueda trabajar durante todo el año.

“Esta idea surgió tras una reunión con los responsables de la Consejería de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial, en la que se comentó que el 80% del compost que llega a Canarias proviene de Holanda. A raíz de esta realidad planteamos que podíamos darle viabilidad a nuestra idea inicial”, precisa el mandatario.

Como consecuencia, el Ayuntamiento ha presentado una subvención al Gobierno de Canarias a través de los fondos europeos para intentar conseguir esta herramienta y al mismo tiempo, ha planteado un proyecto de empleo al Cabildo de Tenerife enfocado a la creación de composteras comunitarias. “La unión de esa compostera y del compostaje que vamos a producir, nos va a dar un compost que utilizaremos en los jardines municipales con el consiguiente ahorro que ello supone”, declara.

Este último proyecto empieza en marzo y durará nueve meses, tiempo en el que se formará a las personas beneficiarias y se crearán los recipientes donde se puede descomponer la materia orgánica.

TE RECOMENDAMOS