medio ambiente

Plastitar: el nuevo y peligroso tipo de contaminación encontrado en 4 playas de Canarias

El plastitar proviene de la peligrosa mezcla de piche y plásticos

El grupo de investigación en Química Analítica Aplicada (AChem) de la Universidad de La Laguna (ULL) ha identificado un nuevo tipo de contaminación costera y ha acuñado el término plastitar: mezcla de alquitrán, comúnmente denominado como ‘piche’, pero que en inglés se denomina ‘tar’, y materiales plásticos.

Este tipo de contaminación se origina a partir de derrames puntuales de crudo de buques, que al llegar a las costas cubren las rocas del litoral, constituyendo una matriz semisólida a la que se incorporan multitud de fragmentos plásticos de diferentes formas y tamaños, explica la ULL en un comunicado.

Plastitar en Canarias

En este trabajo, publicado recientemente en la revista ‘Science of the Total Environment‘, se han encontrado evidencias de la presencia de plastitar en El Malpaís de Güímar (Reserva Natural Especial en Tenerife), Arenas Blancas (Parque Rural en El Hierro), Famara (Parque Natural en Lanzarote) y en Playa Grande (Tenerife), y no se descarta su presencia en otras zonas costeras del archipiélago.

En Playa Grande los investigadores han estudiado en detalle un área rocosa ubicada en la zona intermareal, analizando el tipo de plástico incrustado en estas formaciones.

Han hallado fragmentos y pellets de polietileno en su mayoría, así como polipropileno, lo que coincide con el tipo de microplásticos que llega a las playas de Canarias, según estudios previos realizados por este mismo grupo de investigación.

También han encontrado, aunque en menor proporción, otro tipo de residuos no plásticos como madera y vidrio, así como rocas y arena en el plastitar.

El ‘plastitar’ se suma así a otros tipos de nuevas formaciones ligadas a la presencia de residuos plásticos en el medio marino tales como los ‘plastiglomerates’, producto de la quema incompleta e incontrolada de residuos, incluyendo plásticos; los ‘plasticrusts’, fragmentos plásticos incrustados en las rocas del litoral por la acción del oleaje; los ‘pyroplastics’, con forma y apariencia de roca que surgen a partir de residuos plásticos fundidos; y las ‘anthropoquinas’, rocas sedimentarias que contienen plásticos y que son conocidas como la herencia cultural del Antropoceno.

El equipo investigador de la ULL señala la importancia de continuar realizando estudios que evalúen el grado de afección de las costas canarias por estos contaminantes, su degradación y sus potenciales efectos en los organismos presentes en la zona intermareal, así como su posible presencia en otras partes del mundo. 

TE RECOMENDAMOS