sucesos

El narcotráfico quiere a Canarias como una “plataforma logística”

“Cada barco trae al menos 1.000 kilos”, recuerda el jefe de la Udyco en Tenerife tras incautarse una tonelada de cocaína en Barranco Hondo y otros 2.500 kilos en el Atlántico
El narcotráfico quiere a Canarias como una "plataforma logística"
Desembarco de los 2.500 kilos de cocaína aprehendidos en una lancha semirrígida, el pasado sábado en Santa Cruz de Tenerife. | Efe

Domingo Díaz/Diario de Avisos. La conocida como Ruta del Atlántico de la cocaína llega desde Sudamérica y el Caribe hasta Canarias. A través de ella, los narcotraficantes transportan los alijos, fundamentalmente de cocaína, para darle entrada en el mercado europeo desde hace décadas. Además, la cercanía a África convierte al archipiélago en un punto estratégico. Francisco Moar, inspector jefe de la Udyco en Tenerife, es claro: “Ellos quieren asentarse aquí y hacer de esto una plataforma logística, como llevan intentando desde hace años”.

La idea es tener un lugar donde hacer la primera entrega para luego distribuir. Lo saben los investigadores, que recientemente han asestado un duro golpe al narcotráfico en la mayor operación realizada hasta el momento en Tenerife, en la conocida como Operación Viruela, como informó ayer DIARIO DE AVISOS.

Se incautaron en tierra 1.050 kilogramos de cocaína. Además, se asestó el golpe a las tres organizaciones implicadas: se detuvo al ‘notario’ colombiano enviado por los vendedores; a un importante narcotraficante malagueño que hacía de enlace y otros seis miembros del mismo clan; y a un criminal italiano, enlace de la Mafia en nuestro país, que intentaba abrir nuevos mercados en España. “Esto último es importante porque se ha detenido a las tres partes implicadas”, destaca Moar, jefe de la operación conjunta desarrollada por la Udyco central y la de Tenerife. “Además, se incautó la mayor parte, 950 kilos, en una urbanización de lujo en la localidad de Barranco Hondo (Santa Cruz de Tenerife)”.

A esta operación se sumó este sábado una nueva incautación de cocaína en el Atlántico. En el puerto de Santa Cruz de Tenerife desembarcaban ese mismo día 2,5 toneladas de droga interceptadas en una embarcación semirrígida con bandera polaca cerca de Canarias. Dos franceses fueron detenidos en esta operación, en la que se incautaron 86 fardos.

Entre estas dos incautaciones se ha producido una tercera, según fuentes policiales. Sin embargo, de la misma no han trascendido más datos al objeto de no entorpecer la investigación en curso.

Sea como fuere, a nadie se le escapa que las Islas “son muy golosas para los narcotraficantes”. “Es una cuestión continua”, reconocen los investigadores. Cada poco tiempo, el flujo aumenta y se recupera este canal de la Ruta Atlántica. “Estamos intentando que no se convierta en una nueva ruta de entrada desde Sudamérica”, afirma Moar. Cada barco, asegura, lleva “al menos 1.000 kilos. De otra manera, el viaje no sería rentable”.

“Artesanalmente”

La Operación Viruela comenzó hace aproximadamente dos años. Los investigadores recalcan que conocieron la existencia de un importante narcotraficante andaluz que estaba realizando operaciones a través de las islas. La colaboración con la policía italiana y la colombiana fue fundamental.

“Todo ha sido muy complicado porque ha tenido que hacerse casi de manera artesanal. La investigación ha sido muy dura. Se han necesitado muchas horas y mucha colaboración de los cuerpos extranjeros”, reconoció Moar sobre este formidable servicio prestado a la sociedad española en general y canaria en particular.

TE PUEDE INTERESAR