Arona

Interdías, el festival ruso que busca talento y belleza

La iniciativa se celebra mañana, por sexta ocasión, en el Infanta Leonor de Los Cristianos, con dos concursos destinados a jóvenes y adultos; hasta el día 15 habrá una exposición

Katerina Krasnevsskaya, Dama Tropicana el año pasado / DA

El Auditorio Infanta Leonor de Los Cristianos volverá a acoger este fin de semana, como ya lo hizo el año pasado, el festival Interdías, una iniciativa de Yuri Pichkurov que se inició hace seis años y con la que se trata de reunir a los residentes en el sur de la Isla que hablen ruso -no solo de esa nacionalidad- y a los canarios, en una propuesta que conjuga el talento con la belleza, y que este año, además, desde el lunes y hasta el día 15 de este mes ofrece una interesante exposición de arte en el Centro Cultural de Los Cristianos. La inesperada llegada de la selección rusa a cuartos de final del Mundial de fútbol -precisamente a costa de España- y el hecho de que juegue esta tarde a las siete, la hora inicialmente prevista, ha hecho que el festival de los jóvenes talentos residentes en Canarias, abierto a cualquier nacionalidad, se retrase mañana. Cabe destacar que los ganadores de otras ediciones han llevado su talento a distintos programas de televisiones europeas.

También mañana se celebrará la gran gala concurso, en la que se elegirá a la Dama Tropicana, a la que aspiran jóvenes madres rusas, como fue el caso el año pasado de Katerina Krasnevskaya, una mujer con una fotogenia espectacular. “Para cada persona enamorada del mundo del arte, el logro más esencial es crear algo increíble. Y de esa manera decidimos probar, a ver qué tal. En un país extranjero, sin ningún apoyo y con indiferencia total de las autoridades de nuestros países de origen, intentamos crear algo único, introducir la belleza del arte en el mundo de la rutina, y hacerlo accesible para todos”, comenta Yuri Pichkurov, alma mater del festival, que se arma de paciencia para buscar cada año mecenas no solo para montar el festival, sino también para impulsar la carrera de los talentos que salen de él.

Y no lo ha tenido fácil, porque, como él mismo reconoce, “empezamos nuestro camino como un pequeño concurso de barrio con el escenario al aire libre y ahora, tras seis años, celebramos nuestro festival internacional diversificado en una de las mejores salas de conciertos en Tenerife. En seis años, del grupo de personas dispuestas a dedicar todo su tiempo, ganas y esfuerzo al festival hemos pasado a convertimos en un equipo profesional que puede garantizar el alto nivel de la organización de los eventos masivos”.

El festival Interdías cuenta por segunda ocasión consecutiva con la colaboración del Ayuntamiento de Arona, que lo ha convertido en una propuesta oficial, aunque “estamos abiertos a cualquier tipo de colaboración”, recuerda Pichkurov.
La asociación Tenerife Punto Media, organizadora del festival, está compuesta por residentes en la Isla que proceden de los países que conformaron la Unión Soviética, y sus componentes quieren dejar claro que se encuentran “fuera de la política: nuestro objetivo es crear una plataforma internacional para la comunicación cultural de todas las naciones”, señala Yuri Pichkurov.

El concurso de talento no tiene edad / DA