El Tanque

“Las prisas con el anillo insular son para sacarse la foto antes del 26-M”

Lleva ocho años como alcalde. Los cuatro primeros fueron gracias a un pacto de gobierno con CC que después rompió

Román Martín Cánaves (PSOE), alcalde de El Tanque. | FOTO: Sergio Méndez

Lleva ocho años como alcalde. Los cuatro primeros fueron gracias a un pacto de gobierno con CC que después rompió, y pese a no haber ganado las elecciones, continuó gobernando con el PP. Lejos de perjudicarlo, esos vaivenes políticos lo beneficiaron electoralmente, ya en que en 2015 consiguió mayoría absoluta. Ahora vuelve a presentarse para un tercer mandato. Después de un proceso de saneamiento, el Ayuntamiento afronta una nueva etapa con un marco presupuestario más expansivo, que permitirá llevar adelante proyectos muy ambiciosos, como la construcción de viviendas, para frenar el fenómeno de despoblación que tiene el municipio y que ayudará a que los jóvenes apuesten por quedarse en El Tanque. El socialista Román Martín cobró notoriedad el pasado 22 de marzo al declarar a DIARIO DE AVISOS: “No permitiré que el Gobierno canario expolie a los vecinos de El Tanque con las expropiaciones del anillo insular”.

-¿Se sigue viendo a El Tanque como un municipio alejado y de paso o ha desaparecido esa percepción?
“Mi impresión es que está en el mapa después de muchísimos años y tiene, me atrevería a decir, una posición de liderazgo en muchos asuntos, como la tasa de desempleo. Creo que estamos empezando a ser escuchados, como ahora con las expropiaciones del anillo insular, cuando hasta hace unos años solo se acataban y obedecían las instrucciones de Administraciones superiores. Ahora tenemos un equipo preparado para defender los intereses de los vecinos de El Tanque”.

-¿En qué ha cambiado el Ayuntamiento en estos últimos ocho años?
“La Administración ha liderado una inversión como no se había visto en las últimas décadas, ha impulsado una dinamización en todos los ámbitos y se han desbloqueado proyectos estructurales, como la apertura de la residencia geriátrica, un edificio que estaba construido desde hace 21 años, que había sido embargado por la Seguridad Social y por Hacienda y del que, gracias a las gestiones de los servicios técnicos del Ayuntamiento, no solo se ha logrado recuperar la propiedad, sino que se ha hecho a coste cero”.

-Pero a usted le ha costado una denuncia…
“Sí, porque pese a desbloquear este proyecto, hay algunas formaciones políticas que han decidido presentar una denuncia y llevar a este Gobierno a los juzgados. Incluso, en 2016 fue el portavoz de Nueva Canarias (NC), Pablo Estévez, el que presentó una iniciativa al pleno para cerrar las instalaciones. Estoy convencido de que hay muchas cosas que mejorar, pero no creo que la solución sea cerrarlas, cuando es un municipio con una tasa de envejecimiento muy elevada”.

-¿En qué ha quedado esa denuncia ?
“En un primer momento se nos tomó declaración en los juzgados, pero no hemos tenido ninguna otra reacción al respecto. Entiendo que no ha tenido otro recorrido y, por lo tanto, los tribunales han descartado esta posibilidad. No obstante, estamos expectantes ante un nuevo pronunciamiento judicial o que se pueda archivar, porque ha sido malintencionada por parte de la oposición”.

-¿Sigue pensando en acudir a la Justicia para defender los intereses de los vecinos expropiados por las obras del anillo insular?
“La Consejería de Obras Públicas del Gobierno de Canarias ha sido muy dura con los afectados y en ningún momento ha tenido un espíritu colaborador con la Administración que va a sufrir la expropiación, ya sea como parte expropiada o como representación de los vecinos. Han sido los técnicos del Ayuntamiento los que han tenido que asesorar, informar e incluso buscar soluciones a un expediente que está siendo gestionado por la Consejería. Nuestra sorpresa, además, son los precios que se les ofrecen, 0,35 euros el metro cuadrado de suelo rústico frente a los 2,70 euros que se pagaron en 2008. Nosotros hemos encargado una tasación externa y lo que se nos pone de manifiesto es que esas cantidades rondan la indecencia. Por lo tanto, espero agotar todas las vías administrativas y de consenso posible para garantizar los intereses de los afectados. A ello se suma que el proyecto actual, con un carril por sentido, no es lo que esperan los ciudadanos, ni servirá para desbloquear la TF-5 y darle agilidad a la comarca”.

-¿Las prisas se deben a que al Gobierno de Canarias se le vence el permiso ambiental para actuar y hacer el puente debajo del Monte del Agua?
“Me atrevería a decir que las prisas del Gobierno de Canarias son para sacarse la foto antes de las elecciones. Cuando nos reunimos con los técnicos en la Consejería ya tenían instrucciones políticas para que las obras empezaran el 7 de abril. Eso fue en febrero, y en un mes iban a notificar a los vecinos, por eso se agilizó todo. Las prisas no han venido porque se caduque el informe de impacto ambiental, sino para sacarse la foto, insisto”.

-¿Es cierto que el Ayuntamiento ha perdido 13 contenciosos con exempleados?
“Para que un personal laboral pueda tener el carácter de indefinido en sus contratos tiene que recurrir sí o sí a la vía judicial. El Ayuntamiento ha atendido esas inquietudes y las ha solventado. Hay muchos empleados que no tenían consolidada su plaza, pero eso no se resuelve a través de una negociación colectiva ni con un decreto del alcalde, sino de una sentencia judicial. Utilizado de forma torticera, puede darse a entender que el Ayuntamiento de El Tanque es una máquina de perder juicios con antiguos trabajadores, y eso no es así”.