nutrición y cocina

Siete alimentos para mejorar la piel

¿Quieres lucir una piel radiante? El mejor secreto para mimarla puedes encontrarlo entre los pasillos de tu supermercado, y no, no estamos hablando de los cosméticos

El secreto para lucir una mejor piel, radiante y saludable, y retrasar al máximo los signos del envejecimiento no solo está en la genética, el uso de cremas cosméticas o en las cirugías estéticas. Lo más importante es, en realidad, cuidarla desde dentro ingiriendo alimentos para mejorar la piel diariamente, que la protejan frente agresiones externas como el frío, el viento o la exposición a la luz solar. Alimentos que le aporten a la piel hidratación, firmeza y elasticidad.

Alimentos para mejorar la piel
Alimentos para mejorar la piel / DA

En esta línea ha irrumpido en los últimos años un nuevo concepto: la nutricosmética o dermonutrición, o sea, la nutrición al servicio de la belleza. A continuación vamos a hablarte de estos alimentos para mejorar la piel, los que te ayudarán a lucirla radiante, siempre que vayan acompañados de una alimentación y un estilo de vida saludable.

1) Cítricos en la dermonutrición

Las naranjas, mandarinas, limones o pomelos son muy ricos en vitamina C. Esta vitamina es un potente antioxidante que interviene en la formación de colágeno, una proteína necesaria para que la piel conserve su firmeza, tono y elasticidad. También conseguirás un buen aporte de vitamina C comiendo verduras como los pimientos o la col, y frutas como los kiwis y las fresas. Son todo un clásico entre los alimentos para mejorar la piel.

2) Zanahoria, entre los clásicos alimentos para mejorar la piel

Las zanahorias son la principal fuente de betacaroteno, un pigmento precursor de la vitamina A, que ayuda a reducir la flacidez y las arrugas en la piel. Es interesante consumirla antes de exponerte al sol para conseguir un bronceado más uniforme y duradero, para lucir una mejor piel en verano. Además, tiene propiedades fotoprotectoras, por lo que te protegerá mejor de los rayos solares. Pero cuidado con esto, porque por muchas zanahorias que comas nunca debes dejar de utilizar protector solar cada vez que te expongas al sol.
Aparte de las zanahorias existen otros alimentos ricos en este pigmento como la calabaza, el mango, la batata naranja o el melocotón. Las reconocerás fácilmente porque son de colores amarillo y naranja intensos.

3) Pepino

¿Cuántas veces has visto esa imagen de una persona con dos rodajas de pepino una sobre cada ojo? Pues en lugar de ponértelo sobre la cara vas a comértelo para así aprovechar de verdad sus propiedades. De entre los múltiples beneficios para tu piel destacan su capacidad de hidratación, desinflamante y astringente. Esta última te ayudará a controlar el exceso de grasa en la piel que puede provocar acné.

4) Tomate

Los tomates son los alimentos con mayor concentración de licopeno, un pigmento precursor de la vitamina A que protege a las células frente a los daños derivados de los radicales libres de los rayos ultravioleta. Esto los convierte en herramientas clave para lucir una mejor piel, para luchar contra las pequeñas arrugas y las manchas de la piel. Mejor si el tomate está maduro y lo consumes cocinado, porque así asimilarás mejor el licopeno.

5) Frutos rojos

Los frutos rojos contienen vitamina C y flavonoides, lo que les otorgan propiedades antioxidantes que combaten la destrucción celular y el envejecimiento prematuro. Como máximos exponentes tienes las fresas, las frambuesas, las moras o los arándanos. Los arándanos, en particular, gracias a su alta concentración en antioxidantes tiene de entre los alimentos para mejorar la piel, un auténtico poder antiedad, ayudando a reparar los daños cotidianos a los que se somete la piel diariamente.

6) Aguacate, también presente en la dermonutrición

El aguacate nutre las pieles secas. Contiene muchos ácidos grasos monoinsaturados que favorecen la hidratación de la piel. También tiene vitamina E, un antioxidante muy poderoso capaz de proteger la piel contras los radicales libres abundantes en las pieles deshidratadas.

7) Aceite de oliva virgen extra

El aceite de oliva virgen extra es alto en ácidos grasos saludables y vitaminas E y K lo que ayuda a proteger las células de la piel frente al estrés oxidativo. Esto lo convierte en uno de los mejores alimentos para mejorar la piel, para luchar contra el envejecimiento prematuro, permitiendo mantener la elasticidad natural de la piel para que luzca suave e hidratada. Sólo 2 cucharadas al día de aceite de oliva virgen extra aportan la mitad de la cantidad diaria recomendada de vitamina D.

** María Alcázar García es Nutricionista y Coach Nutricional