la laguna

Crean un grupo en Facebook para concienciar sobre las termitas subterráneas

El objetivo de su promotora, Cecilia López Ledesma, es informar a los vecinos para que puedan detectar la presencia de 'Reticulitermes flavipes' y diferenciarla de otras especies

Siempre ha sido bastante inconformista y reivindicativa y ama su tierra, Canarias, por encima de todo. Por este motivo, Cecilia López Ledesma decidió crear hace una semana un nuevo grupo en Facebook para informar y concienciar a los vecinos sobre la Reticulitermes flavipes.

La iniciativa de esta vecina de Valle de Guerra surgió cuando se dio cuenta de la falta de información que existía en la comarca nordeste sobre la presencia de esta especie invasora pese a que ya hay dos viviendas afectadas en este núcleo de La Laguna.

Fue en abril, en una reunión informativa que se organizó en el centro ciudadano de Valle de Guerra a la que acudieron muchos afectados en Tacoronte cuando ella y otros ciudadanos empezaron a interiorizarse sobre la situación. En ese momento comprobó la desinformación que había al respecto y la necesidad de que se estableciera un protocolo de actuación “antes de que sea demasiado tarde, porque si llega a nuestros montes, no la vamos a poder parar”, sostiene.

Cecilia no tiene Reticulitermes flavipes en su vivienda pero considera que es un problema de todos y por lo tanto, no ha dudado en implicarse desde el primer momento a través de las redes sociales, “una herramienta magnífica para dar información”, asegura a este periódico.

En una semana, el grupo ‘Vecinos contra la termita invasora comarca nordeste’ ya ha conseguido 142 miembros, un número similar al de perjudicados que hay en el municipio vecinos de Tacoronte.
“Queremos que la información llegue y para eso organizaremos reuniones en distintos puntos, porque hay gente que todavía ni siquiera ha oído hablar de esta especie o la confunde con otras que siempre han estado presentes en Canarias (Cryptotermes, Kalotermes y Bifiditermes) y que tienen sus nidos dentro de la madera o plantas, no son subterráneas pese a que a simple vista son muy similares”, explica.

Por esta razón, subraya que hay que acudir al Ayuntamiento para que los técnicos puedan realizar una correcta identificación, ya que no se puede erradicar por cuenta propia sino que necesita de un tratamiento específico que lo realizan empresas especializadas.

Además de informar y concienciar a la población de que se trata de “un grave problema para nuestra Isla ya que esta plaga avanza sin ningún tipo de control y abarca unos 2 kilómetros cuadrados”, Cecilia pretende también ejercer una “labor de presión” a las administraciones públicas “para que de una vez por todas” pongan los medios para empezar a erradicarlo.

“Cuando hay un incendio se actúa inmediatamente, por poner un ejemplo, no se estudian presupuestos para mandar hidroaviones o bomberos. Se calcula que la erradicación de esta especie invasora va a costar 6 millones y lo que está aprobado ahora mismo son 280.000 euros y eso no va a hacer nada”, afirma.

TE RECOMENDAMOS