santa cruz

UP pone en apuros al PSOE al retirar su apoyo a Las Teresitas

La alcaldesa Patricia Hernández asegura que su partido no ha cambiado de postura y que en la fase de aprobación definitiva habrá una opción de consenso con sus socios
Cambio climático en Canarias: la subida del nivel del mar afectará a 147 playas en 2050
Playa de Las Teresitas. DA

El Plan Especial de Las Teresitas ha hecho aflorar la primera discrepancia pública entre los partidos que sustentan el actual equipo de Gobierno en el Ayuntamiento de Santa Cruz, concretamente entre el PSOE y Unidas Podemos. El anuncio de que el texto definitivo del documento había sido aprobado por unanimidad en el Consejo Rector de Urbanismo, para enviarlo al Gobierno de Canarias y que este haga la declaración ambiental, ha hecho resurgir todas las desconfianzas en torno a un Plan que fue duramente criticado en el mandato pasado por los partidos de izquierda, incluido el PSOE. Ayer, el portavoz de Unidas Podemos, Ramón Trujillo, ante las críticas de distintos colectivos por su aparente cambio de opinión sobre Las Teresitas, hizo público un comunicado en el que se posicionó en contra del Plan Especial de Las Teresitas, asegurando que el voto favorable a continuar con la tramitación se debió a una “confusión”.

El actual pacto de Gobierno entre PSOE y Cs se apoya en UP para sacar adelante los asuntos importantes del mandato, cuestión esta que hizo que, ayer, tanto la alcaldesa Patricia Hernández, como el concejal de Servicios Públicos, José Ángel Martín, llamaran a la tranquilidad, dejando claro que cualquier cosa que se haga en Las Teresitas “se hará con el consenso de todos nuestros socios”.

El portavoz de UP considera que el Plan de Las Teresitas “debe rehacerse respetando el principio de mínima intervención y máxima preservación del espacio natural, manteniendo los valores pesqueros del área y desarrollando una estrategia de movilidad sostenible coherente”. Para que todo eso sea posible, según Trujillo se hace necesario replantear el modelo de movilidad del Plan Especial, que prevé tranvías y guaguas hasta la playa, “sin decantarse por un modelo eficaz de transporte público colectivo”. El mismo plan que “vuelve a plantear construir aparcamientos en la zona del mamotreto, descartando así otras alternativas”. Trujillo también hizo referencia a la construcción del hotel de ocho plantas que “contradice el deseo ciudadano de preservar los valores naturales de la playa”.

Por otra parte, añadió el edil, el Plan Especial actual no da solución al problema de la desaparición de la Cofradía de Pescadores, ni preserva espacios para la actividad pesquera tradicional de la zona. A todo eso, según Trujillo, se añade el desfase del documento, al no tener en cuenta la subida del nivel del mar por el cambio climático.

PSOE

Ayer, la alcaldesa pidió a UP y al resto de colectivos y partidos que critican la decisión tomada en el último Consejo Rector de Urbanismo que no se anticipen a la realidad administrativa en la que se encuentra el Plan. “Primero vamos a escuchar lo que dice el órgano ambiental. En lo que estamos todos de acuerdo es en que el frente de playa no puede seguir sin alcantarillado o iluminación, así que, una vez escuchado al órgano ambiental, habrá que tomar decisiones sobre lo otro, pero cuando toque”.

José Ángel Martín se expresó en los mismos términos. “No hemos votado sí al Plan Especial. Se ha votado remitirlo tal y como está al órgano ambiental. Nosotros tenemos unas alegaciones presentadas y no nos desdecimos en nada de ellas”. “Tenemos un pacto de gobierno y hay que buscar consenso. Con ese pacto pero también con la gente que no tiene representación en el Ayuntamiento y que nunca ha sido escuchada y esta vez pretendemos escucharla”, añadió.

Martín insistió en que “entre todos construiremos un consenso que nunca ha habido en Las Teresitas”, para defender, a continuación, lo sucedido en el Consejo Rector: “Podemos hacer dos cosas, o paramos aquí y nos pegamos cuatro años rehaciendo el plan o continuamos y buscamos un consenso con todo el mundo para eliminar las tres elementos distorsionadores”.

La alcaldesa Patricia Hernández insistió en que el documento que se llevó a Urbanismo “se votó hace tiempo”, y en que “cuando toque la aprobación definitiva habrá consenso”.

TE PUEDE INTERESAR