la laguna

Los ERTE han afectado a más de 10.000 vecinos de La Laguna

Unas 1.700 empresas del municipio, sobre todo micropymes, han solicitado un Expediente de Regulación Temporal de Empleo entre mediados de marzo y finales del pasado mayo
CALLES LA LAGUNA CASCO HISTÓRICO
CALLES LA LAGUNA CASCO HISTÓRICO
Una céntrica calle del casco histórico de La Laguna, a principios del pasado mes de mayo. FRAN PALLERO

La crisis sanitaria de la Covid-19, y las medidas impuestas por el Estado para evitar la propagación del virus, ha traído aparejada otra económica y social. La paralización de prácticamente toda la actividad durante dos meses, en el momento más duro del estado de alarma, ha supuesto unos graves efectos sobre la economía y el empleo y muchas empresas se han visto obligadas a solicitar un Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), después de que el Estado anunciara que se considerarían de fuerza mayor y se agilizaría su procedimiento, como medida para paliar la destrucción de empleo.

La Laguna es una de las cuatro grandes ciudades de Canarias y las cifras de desempleo y ERTE han afectado también duramente al municipio. Así, entre mediados de marzo y finales de mayo, 1.701 empresas de La Laguna han solicitado un ERTE, afectando a un total de 10.878 trabajadores, según datos del Gobierno de Canarias facilitados por el área municipal de Desarrollo Local.

De los 1.701 ERTE solicitados, 1.642 han sido para suspensión temporal del contrato y el resto (145) para reducción de la jornada laboral, y la mayoría de las solicitudes se concentraron entre el 19 y el 27 de marzo.

Por sectores de actividad, los más perjudicados han sido el comercio (30,8%), la hostelería (24,7%) y el resto de servicios (34,6%), afectando especialmente a pymes y micropymes, ya que el 76,62% de las solicitudes han sido de empresas con entre uno y cinco trabajadores, seguidos por los negocios con entre seis y 10 empleados (12,79%).

19.286 DESEMPLEADOS EN MAYO

En cuanto a los últimos datos del paro, mayo cerró con un total de 19.286 desempleados en La Laguna, lo que supone un aumento de más de 3.000 personas respecto al mismo mes de 2019, según datos del ISTAC. Por actividad económica, la mayoría, 6.419 desempleados, son trabajadores de los servicios de restauración, personales, protección y vendedores de los comercios; seguidos por los empleados no cualificados, que suponen 5.090 parados en el municipio; artesanos y trabajadores cualificados de industrias manufactureras y construcción (1.982); y empleados de tipo administrativo (1.966), según datos del Obecan. Los sectores de servicios, hostelería y comercio son los grandes perjudicados de la crisis.

Mientras, por grupos de edad, la mayoría de los desempleados de La Laguna tiene entre 50 y 54 años (2.635 personas), pero seguidos muy de cerca por los de entre 55 y 59 (2.572 personas), y los de entre 45 y 49 (2.469), aunque todos los grupos de edad, excepto los menores de 20 años y los de entre 20 y 24, están en torno a la cifra de los 2.000 desempleados.

Según cálculos del área municipal de Desarrollo Local, la actual tasa de paro en el municipio puede estar en torno al 26,5%-27%.

“Atravesamos una situación complicada en la que podemos ver como en un año se ha visto incrementada en más de 3.000 personas la cifra de desempleados del municipio”, afirmó el concejal responsable del área, Alberto Cañete, quien apuntó que “hay una especial preocupación por lo que supone la tasa de paro en el ámbito juvenil y en los mayores de 45 años, pero es que ahora se desvirtúa todo ese panorama por la limitada posibilidad de aspirar a un puesto de trabajo estable que no ahonde la situación de precariedad que atraviesan las familias laguneras”.

El concejal apuntó que hay que “tomar esto como un punto de inflexión y comenzar con un nuevo modelo en el que podamos ver diferentes opciones a la hora de diversificar, y las administraciones públicas que tenemos que estar ahí para apoyar”. “Aprobaciones como la que hemos realizado en el Pleno de este jueves 11 de junio, declarando la cultura como bien de primera necesidad y fomentar este ámbito en el municipio, hacen de lo que se conoce como la economía naranja otro enfoque más que se suma a los que estamos trabajando”, apuntó al respecto.

ESTRATEGIAS

Asimismo, Alberto Cañete explicó que desde la Concejalía de Desarrollo Local, “además de las otras áreas del Ayuntamiento, ya teníamos prevista una estrategia para fomentar el empleo y autoempleo a través de la Economía Social y Solidaria en combinación con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU. El panorama actual ha hecho que algunos planteamientos hayamos tenido que adelantarlos, y ya nos encontramos trabajando en ello”.

“Ahora mismo estamos elaborando dos proyectos diferentes para presentar a la concesión de subvenciones que tanto el Servicio Canario de Empleo y el Cabildo Insular de Tenerife han anunciado y supondrán varios centenares de personas que puedan salir al nuevo mercado laboral asumiendo esto que llamamos la nueva normalidad -continuó explicando el concejal-. Esto sumado a los nuevos proyectos, las dinamizaciones comerciales, el impulso de obra pública, la estrategia EDUSI, la estrategia de coordinación de las Ciudades Patrimonio para poner en valor el turismo en estos territorios de los que La Laguna es parte, los acuerdos de incorporar nuevas formas de diversificación de la economía…, serán los pilares fundamentales sobre los que giremos entendiendo las limitaciones competenciales en materia de empleo que poseen las instituciones locales”.

Por otra parte, el concejal recordó que desde La Laguna “participamos en el Foro Estatal de Ciudades por el Empleo, que es un espacio en el que los grandes municipios del territorio español se coordinan y comparten experiencias de primera mano y con un vínculo cercano al Ministerio de Trabajo y Economía Social. Desde aquí observamos nuevas acciones con las que retroalimentarnos y poder disminuir esas cifras tan cruciales que comentábamos al principio y que no se corresponden con un municipio con tantas posibilidades como es el de Aguere”.

TE PUEDE INTERESAR