la laguna

Día histórico para Las Chumberas

Comienzan las obras de la primera fase de demolición y reposición de las viviendas, que durarán 28 meses, tras 11 años de lucha vecinal
El alcalde de La Laguna (I), el consejero regional de Vivienda y el presidente del Cabildo, ayer en Las Chumberas. / SERGIO MÉNDEZ

Los vecinos de la urbanización de Las Chumberas, en La Laguna, pudieron ver ayer por fin los primeros pasos sobre el terreno para la reposición de sus viviendas, después de 11 años de lucha, negociaciones y maraña burocrática, desde aquel 2009 en el que se detectó por primera vez la aluminosis en sus casas.

Una fecha, este 25 de septiembre, que todos los que asistieron al acto de presentación de inicio de los trabajos, que tuvo lugar en la propia urbanización, calificaron de “histórica”, y que contó con la presencia del alcalde de La Laguna, Luis Yeray Gutiérrez, el presidente del Cabildo, Pedro Martín, y del consejero de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Gobierno de Canarias, Sebastián Franquis; así como del consejero delegado de Muvisa, ente gestor responsable de la actuación singular, Ignacio Viciana, el arquitecto jefe del área técnica de Muvisa, Antonio Pérez, los concejales de Hacienda y Bienestar Social, Alejandro Martín y Rubens Ascanio, respectivamente, y representantes vecinales.

“Han sido 11 años de sacrificios, los vecinos no veían avanzar sus viviendas y hoy [ayer] por fin se ha hecho realidad lo que venían exigiendo durante todos estos años”, destacó el alcalde. “Nos ha costado, hemos trabajado en silencio, sin hacer política de las necesidades de las personas -continuó-, hemos demostrado que con cautela, trabajando de la mano entre las diferentes administraciones, con el consenso y solidaridad que requiere una obra de esta envergadura, se puede hacer muy buena política. Hoy [ayer] por fin puedo decir que dan comienzo estas obras”. Gutiérrez apuntó que se seguirá trabajando en los próximos años hasta que “todos los vecinos tengan las llaves de sus viviendas”.

Por su parte, el presidente del Cabildo valoró que “se acabó ya el tiempo de hablar de proyectos, de convenios y de que no llegara ninguna solución para los vecinos. Hoy venimos para demostrar que detrás hay maquinaria para empezar obras”.

Mientras, el consejero regional de Vivienda destacó que “es un día feliz para todos, especialmente para los vecinos, porque después de 11 años se hace realidad un sueño que en algún momento llegó a ser inalcanzable”. “Para nosotros era fundamental empezar las obras, porque significaba el comienzo de la negociación con el Ministerio de Fomento, que lo hemos estado hablando estas últimas semanas, porque el inicio de las obras iba a significar la continuidad del convenio y, por tanto, tener asegurada la financiación para la segunda fase de Las Chumberas, con lo que la noticia de hoy [ayer] es fundamental”, añadió.

Asimismo, el consejero delegado de Muvisa puso en valor “el trabajo de todos los que han participado en este proceso, pero especialmente de los trabajadores sociales de Muvisa, que llevan años aquí al lado de la gente, ayudándola, que ha vivido la experiencia traumática de tener que salir de sus viviendas”. “Para que tengan un dato de lo complejo que ha sido este trabajo -continuó explicando-, recordar que en julio del año pasado todavía no había sido desalojado ninguno de los diez bloques que ahora van a ser objeto de derribo, hemos hecho un buen trabajo en tiempo récord y vamos a seguir haciéndolo”.

El arquitecto jefe del área técnica de Muvisa explicó que el contrato “contiene cuatro obras diferenciadas, una de demolición, necesaria para obtener el suelo para edificar; otra de reurbanización; y una de construcción de un edificio de 118 viviendas y otro de 79 viviendas”. “Hay un cronograma de 28 meses en el que se ve que hay unos primeros 8 meses de demolición, y después se simultanearán los trabajos de urbanización y edificación”, apuntó.

Los trabajos que se están realizando ahora mismo son preparativos y de vallado del entorno. Consultado sobre cuándo se podrá ver el inicio de las primeras demoliciones, respondió que “probablemente de hoy [ayer] a que empiecen a picar pasarán dos o tres semanas, eso depende de que la documentación esté toda completa”.

Unos 30 meses para las llaves

Y respecto a una fecha en la que los vecinos de esta primera fase podrán tener por fin las llaves en sus manos, afirmó que “el contrato tiene un plazo de 28 meses, pero en todas las obras siempre hay algún retraso inevitable, y una vez que se termina hay una compleja labor con la documentación, que se va trabajando desde el principio, pero que no se concluye hasta que se obtiene el certificado final de obra, y que puede durar entre uno y tres meses. Vamos a estimar que en unos 30 meses o un poco más podrá estar”.

El coste de esta primera fase asciende a 25.246.320 euros, de los que el Ministerio de Fomento ha aportado el 50% (12.623.160 euros), el Gobierno de Canarias el 35% (8.836.212 euros), el Cabildo el 10% (2.524.632 euros) y el Ayuntamiento el 5% restante (1.262.316 euros).

Los 10 bloques que se van a derruir tienen una altura de 5 plantas y 160 viviendas, y serán sustituidos por dos de 9 plantas, con 118 viviendas uno y 79 el otro, que también contarán con locales en la planta baja, según explicó el arquitecto jefe.

“Hoy [ayer] es un día para sentirnos muy contentos y orgullos de la lucha que hemos llevado durante estos años para conseguir que Las Chumberas sea una realidad. Los vecinos de la primera fase van a tener unas viviendas dignas, acorde a lo que dice nuestra Constitución, y esto que nadie lo creía, estamos aquí, rodeados de maquinaria y es el comienzo de las obras”, afirmó por su parte Ricardo González, portavoz de la Comisión de Afectados por la Aluminosis, quien ha estado en todo este proceso desde el primer día.

“Un sueño de 11 años hoy es una realidad”

“Estoy muy nervioso, como cuando las primeras ruedas de prensa, ¿saben la de gente que nos ha dicho que esto era una locura?, ¿qué esto no se iba a hacer? Pues es una realidad, un sueño de 11 años hoy [ayer] es una realidad”, enfatizó.

Ricardo González recordó “todo lo que hemos luchado en estos años, cuando no había nada, estábamos hasta fuera de ordenación, no había presupuesto, ni proyecto… y en este proceso de 11 años hemos conseguido que haya todo esto y dinero para realojar a los vecinos de viviendas en mal estado”, así como “a los partidos políticos anteriores y que formaron parte de esto, y darles las gracias a todos, y al alcalde actual que no ha dejado tirado esto”.

Por su parte, la presidenta de la Plataforma Vecinal Las Chumberas Basta Ya, Nieves Báez, afirmó que se sentían “súper contentos, aliviadísimos, nunca pensamos que íbamos a llegar, pero en un año hemos visto que se lo han currado bastante y por fin vemos las palas y que dentro de nada ya empezamos a ver el derribo y la construcción. Sinceramente, ha habido de todo [en estos años], yo no creía que este momento llegaría, a medida que iban pasando los años, las fuerzas se te van”.

“Después de tantos años esperando, súper contentos, mucho trabajo detrás, muchas penurias pasadas, muchas mentiras que nos hemos tragado y ahora mismo Las Chumberas es por fin una realidad”, añadía Alberto Osa, vicepresidente de la plataforma.

 

Franquis: “El alcalde sabe que contará con el apoyo del Gobierno”

“Ya sabe el alcalde que contará con el apoyo del Gobierno de Canarias para que se culmine” el proceso de Las Chumberas, afirmaba ayer el consejero regional de Vivienda, Sebastián Franquis, al ser cuestionado por un compromiso al que llegó el presidente del Gobierno con el alcalde lagunero para aportar unos cinco millones y compensar así el gasto que ha asumido el Ayuntamiento en los alquileres de los vecinos realojados de esta urbanización. “Esa es una negociación que se abrió hace algunos meses, y estaba el Ayuntamiento en el proceso de acabar la gestión de este proyecto, y en aquel momento se le dijo que lógicamente contaría con la colaboración del Gobierno de Canarias para llevar a cabo ese proceso, complejo y dificultoso. Se había hablado de una cantidad que podía estar aproximadamente en ese importe, pero no era definitiva, y esperando que este proceso acabe”, respondió.

TE RECOMENDAMOS