santa cruz

Urbanismo ordena desmontar una antena de telefonía móvil en la calle Las Saltonas, en El Sobradillo

Los vecinos han presentado hasta 40 denuncias contra la instalación que, además, se alza sobre un edificio que carece de licencia de primera ocupación, tal y como pudo comprobar el Ayuntamiento tras el inicio del expediente por parte del Servicio de Disciplina Urbanística
Los vecinos han llenado la calle de carteles de rechazo a la instalación de la antena. / DA

Hasta 40 denuncias acumula la antena de telefonía móvil que, casi de un día para otro, se instaló en la azotea de un edificio en la calle Las Saltonas , en El Sobradillo, en el Distrito Suroeste de Santa Cruz. Una infraestructura que presenta una doble irregularidad, la de carecer de licencia o titulo habilitante para instalarse en la fachada del edificio, y, además, hacerlo en un inmueble que carece de licencia de primera ocupación. Una vez que la Gerencia Municipal de Urbanismo recibió estas denuncias, inició un proceso que ha llevado a ordenar el restablecimiento de la legalidad urbanística con la retirada de la antena de telefonía móvil, orden que firmó el concejal responsable de Urbanismo, Carlos Tarife, esta misma semana. La empresa promotora de la instalación tiene 10 días, a contar desde que se le comunique la orden, para alegar lo que estime oportuno.

Los vecinos de la zona denunciaron desde el primer momento la antena, al entender que no se cumplía ni con el principio de precaución, ni con la legalidad vigente al instalar esa estructura en la azotea del citado edificio. Así, en noviembre de 2020 cursaron las primeras denuncias ante Urbanismo y las últimas datan de febrero. El Servicio de Disciplina Urbanística inició en diciembre el expediente que le permitió descubrir que el inmueble también incumplía la legalidad, al carecer de licencia de primera ocupación. Aunque constaba en los archivos el inicio del proceso para solicitar la citada licencia, no se concluyó.

En cuanto a la antena, también había una solicitud de información hecha con anterioridad a la fecha de instalación, pero ninguna comunicación previa de que se iba a proceder a ello. La visita de los técnicos de Urbanismo al inmueble, también sirvio para comprobar que, además, se había construído una caseta en la azotea, para la que tampoco se había solicitado autorización alguna.
Los vecinos de la zona llevan varios meses mostrando carteles de rechazo a la antena de telefonía en las fachadas de sus viviendas. Y se han unido a las exigencias que también se han efectuado en El Sobradillo, por parte de la Plataforma de Afectados por la Telofonía Móvil (Planmocan) y otros colectivos vecinales, demandando la aplicación del principio de precaución.

 

A la espera de una ordenanza que regule las antenas en el municipio

Después de cinco años de tramitación, Santa Cruz desistió en 2020 de seguir adelante con el Plan de Telecomunicaciones que debía regular la instalación de antenas y cuya farragosa tramitación administrativa no permitía seguir adelante. A cambio, tal y como anunció el concejal de Urbanismo, se elaborará una ordenanza municipal que se encargue de esta regulación.

TE RECOMENDAMOS