Medio Ambiente

‘National Geographic’ advierte del atentado ambiental del puerto de Fonsalía

La publicación destaca que "tras viralizarse a nivel europeo a través de las redes sociales", la campaña de Movemos Europa que pretende frenar la construcción del puerto alcanza ya las 224.000 firmas

Esta foto de Hope ha servido para ampliar la campaña contra el puerto de Fonsalía / FRANCIS PÉREZ

La prestigiosa revista National Geographic se ha unido a las muchas muestras de rechazo que supondría la construcción del puerto de Fonsalía. “Las aguas oceánicas que bañan la costa del suroeste de la isla de Tenerife albergan una de las mayores concentraciones de biodiversidad y riqueza de cetáceos del territorio español·, señalan, destacando el “temor” que genera la construcción de este macropuerto comercial.

En concreto, la publicación destaca que la franja Teno-Rasca fue catalogada en 2011 como Zona Especial de Conservación (ZEC) dentro de la Red Natura 2000, un listado de áreas europeas protegidas para su conservación. Sin embargo, el mapa del diseño de la ZEC dejó un vacío en su centro, entre los pueblos de Alcalá y Playa San Juan, donde se planea la construcción del puerto, con el objetivo de que la protección de la Unión Europea no frenase la construcción de la infraestructura.

“La franja, que recorre los 22 kilómetros desde la punta de El Fraile hasta Punta Salema, es el hábitat de una de las pocas poblaciones residentes de calderón tropical del mundo, que conviven en el canal entre Tenerife y La Gomera con ballenas, delfines, tiburones y otras 26 especies de cetáceos”, algo que estaría en serio peligro.

“La contaminación acústica, química y de residuos, el gran flujo de embarcaciones y, en general, la presencia humana constante en la zona afectaría a las poblaciones que residen ahí o que migran, condenando esta área rebosante de biodiversidad a una decadencia rápida e ineludible”, afirma la Revista de la Academia Canaria de las Ciencias.

La publicación destaca que “tras viralizarse a nivel europeo a través de las redes sociales”, la campaña de Movemos Europa que pretende frenar la construcción del puerto alcanza ya las 224.000 firmas y el apoyo de organizaciones como Oceana, Greenpeace, WWF, SEO Birdlife, ACEST y la Asociación Canarias Archipiélago Sostenible.