Santa Cruz

Santa Cruz baja la tasa de basura a las familias y sube el IBI a los grandes propietarios

Más de 90.000 familias se podrán acoger a una rebaja del 10,5%, mientras que más de 12.000 pymes estarán bonificadas al 100%

La rebaja fiscal fue presentada ayer en el Ayuntamiento de Santa Cruz. / Sergio Méndez

Son dos millones de euros los que el Ayuntamiento de Santa Cruz va a rebajar a los chicharreros en concepto de impuestos. Concretamente en la tasa de recogida de basura, que va a estar bonificada en el 10,5% para más de 90.000 familias, de las que 925 la tendrán bonificada al 100%, al igual que otras 12.000 pequeñas y medianas empresas y autónomos, que tampoco tendrán que abonar la tasa de basura de negocios. Esta rebaja fiscal entrará en vigor el próximo uno de enero, tal y como anunció ayer el alcalde de Santa Cruz, José Manuel Bermúdez, quien también apuntó que, para compensar ese descenso en los ingresos, se subirá el Impuesto de Bienes e Inmuebles (IBI) a 35 grandes propietarios, o lo que es lo mismo, a los dueños de edificios cuyo valor catastral supere los cinco millones de euros, y que, como afirmó Bermúdez, pertenecen, en el 90% de los casos a administraciones públicas y entidades bancarias.

“Se trata de una buena noticia para las familias y empresas de la capital”, apuntó el alcalde capitalino en el inicio de su comparecencia para detallar esta rebaja fiscal. El alcalde recordó que Santa Cruz sigue siendo uno de los municipios con la fiscalidad más baja de España. “Ante la crisis que tanto está afectando a todos con subidas generalizada de la luz, con un crecimiento del desempleo, que, afortunadamente en Santa Cruz estamos enfrentando mejor que en otros puntos, o la desaparición de empresas (más de 400), hemos querido dar un paso al frente”, señaló.

Ese paso adelante pasa por la rebaja de la tasa de basura a 91.645 familias de la capital en el 10,5%, y del 100% para 925 consideradas vulnerables. En términos absolutos, la rebaja supondrá pasar de los 74 euros de media actuales, a 69. “Además bonificamos el 100% de la tasa de basura de negocio a 12.500 pymes y autónomos, que son el 97% del tejido productivo de Santa Cruz”, añadió Bermúdez. La mayoría de las empresas que se van a poder acoger a esta medida tienen menos 1.000 metros cuadrados. Aquellas cuyo negocio supere esta dimensión mantendrán la bonificación en la tasa del 50% que ya está en vigor.

Frente a esta rebaja fiscal, el área de Hacienda, de la que es responsable el edil Juan José Martínez, ha buscado la forma de evitar la merma de ingresos, y la ha encontrado subiendo impuestos a los que más tienen. En este caso a los grandes tenedores de patrimonio en la capital. “La legislación nos permitía, en el último tramo del impuesto, subir el tipo a los grandes propietarios, con lo que ciframos en 35 los inmuebles de mayor valor, a los que se les aplicará una subida del 0,65%”, explicó Martínez. De esta forma se obtendrán 2,3 millones de euros.

Servicios

Desde el área de Servicios Públicos, su responsable, el también primer teniente de alcalde Guillermo Díaz Guerra, se felicitó por formar parte de un equipo de gobierno que comparte la filosofía del Partido Popular, que es la de bajar impuestos cuando la ciudadanía más lo necesita, según argumentó. “La bajada de impuestos es un sello político, el de nuestro partido, que no supondrá una afección a los servicios públicos porque eso depende de una mejor o peor gestión”, afirmó. Hizo hincapié en el hecho de que la bajada de ingresos se verá compensada subiendo impuestos a los que más tienen. “Esa es la política que hemos pactado con nuestros socios de Gobierno, una política que tenemos que apoyar y que, además, lo hacemos convencidos”. Insistió en que la calidad de los servicios no se va a ver mermada por la rebaja fiscal.

Recordó que su área paga al año más de 10 millones por la recogida de basura y limpieza, así como lo que abona al Cabildo por el uso de la planta de residuos en Arico, un servicio este último, apuntó, “que el año que viene ya nos ha dicho el Cabildo que tendremos que pagar más caro porque nos suben el precio. Así que de los 4,3 millones que ya abonamos, podemos pasar a cinco o seis millones al año”.

Evelyn Alonso, como tercera pata del gobierno municipal, afirmó estar “orgullosa” de pertenecer a un equipo de Gobierno que trabaja para “ayudar a las familias y también a las empresas a crear trabajo”. “Este es el camino a seguir”, apuntó.

Reacciones

Tras el anuncio del Ayuntamiento de Santa Cruz, una de las primeras entidades en pronunciarse fue la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE). Su secretario general en Tenerife, Pedro Afonso, expresó que “los empresarios valoramos que el Ayuntamiento de Santa Cruz haya dado el paso de reducir la fiscalidad de las tasas de residuos sólidos en el 100% para pymes y autónomos, y también para las familias. También valoramos que, para balancear, el ayuntamiento también haya actualizado el IBI de grandes propietarios”. Según Afonso, esta medida “pone sobre la mesa que, con situaciones saneadas en las administraciones públicas, se pueden reducir impuestos, y con esa circunstancia se reactiva la economía, generando más riqueza y empleo”.

El secretario general de la CEOE concluyó expresando un deseo. “Esperamos que esa propuesta sea extensiva a otras instituciones públicas tanto locales, como insulares o incluso el Gobierno de Canarias”.

Una futura ordenanza para bonificar a los que más reciclen

El concejal de Servicios Públicos, Guillermo Día Guerra, afirmó que ya se trabaja para que, en la futura Ordenanza de Limpieza, se puedan ampliar las bonificaciones en la tasa de basura, concretamente a aquellas familias y empresas que más reciclen o que hagan uso de los puntos limpios.