tenerife

Atascos y coches mal aparcados en la esperada visita a la nieve del Teide

Agentes de la Guardia Civil grabaron matrículas de centenares de vehículos estacionados al margen de la vía, sobre las retamas

La nieve volvió a teñir el Parque Nacional del Teide el fin de semana. La primera gran nevada del año ha dejado las cumbres de Tenerife cubiertas de blanco. Las imágenes en redes sociales no se hicieron esperar y, como es tradición, en cuanto arrancó el fin de semana, cientos de personas se lanzaron carretera arriba con el objetivo de capturar el paisaje, de pasar el día y de tomar un chocolate caliente.

Allí, entre familias repitiendo hábitos, turistas sorprendidos por la nieve en una isla de sol y niños deslizándose por las laderas, se encuentra Mela, una de las profesionales que trabaja como itinerante en el Parque Nacional.

Su función es hacer cumplir las normas para que este espacio siga siendo el mismo que fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 2007. “Estoy sorprendida porque hay menos gente de la que esperaba”, confiesa Mela que trabaja en Gesplan, empresa pública que se encarga del cuidado de la zona.

En una calzada entre coches mal estacionados en doble fila, Mela advierte a los rezagados que los vehículos pueden ser multados en cualquier momento. Durante el fin de semana, la Guardia Civil rondó el espacio mientras grababa imágenes de coches y furgonetas obstaculizando la vía o aparcados sobre plantas endémicas. Las retamas son las principales afectadas, puesto que al improvisar estacionamientos al lado de las vías de circulación muchas de ellas acaban aplastadas.

TE RECOMENDAMOS