tenerife

“Tenerife es uno de los sitios del mundo con más coches por persona”

Las organizaciones ecologistas, que reaccionan a la información publicada ayer por DIARIO DE AVISOS, califican de “gravísima” la amenaza de colapso de tráfico en la Isla
Imagen de archivo del tráfico en la TF-5. Fran Pallero

Las reacciones a la información publicada ayer por DIARIO DE AVISOS sobre los problemas de movilidad en Tenerife, derivados del elevado número de coches que circulan por la Isla, no han tardado en llegar.

Organizaciones ecologistas y colectivos naturalistas achacan la amenaza de colapso de tráfico, en un territorio que cuenta con un parque móvil de más de 850.000 vehículos, es decir, casi tantos como personas residentes en la Isla, a una “falta de planificación histórica” de los responsables de las administraciones públicas y advierten de que la solución no pasa por construir más carreteras o túneles ni ensanchar las autopistas.

Para Jaime Coello, director de la Fundación Telesforo Bravo-Juan Coello, “se ha planificado de una manera incorrecta en la Isla y no se ha tenido en cuenta la capacidad de carga, porque Tenerife no solo tiene un problema de tráfico, tiene un problema poblacional; aquí viven un millón de personas y lo único que se ha fomentado es el vehículo privado. Es demasiada gente y son demasiados coches”.

El dirigente de la fundación, que sufre como miles de conductores las colas matinales de la autopista del Norte desde hace más de 20 años, sostiene que la media de 819 automóviles por cada 1.000 personas (a fecha de 1 de enero de 2021) convierte a Tenerife en “uno de los territorios con más vehículos por habitante de todo el planeta”, algo que, a su juicio, es “totalmente insostenible, porque por mucho que se creen nuevas carreteras, nunca podrán acoger la cantidad de vehículos que hay”.

transporte público

Sobre posibles soluciones a la actual situación, Coello recuerda el concepto de que “las infraestructuras crean uso: tú construyes una carretera ahora y se va a ir poco a poco colmatando”, por lo que se muestra partidario de “descentralizar de verdad la Isla, de manera que no toda la actividad se concentre en el área metropolitana”. Cree, además, que se debe apostar decididamente por el transporte público e incorporar alguna solución intermedia, como crear carriles exclusivos para vehículos específicos.

Preguntado acerca de si los trenes, en el Norte y Sur, pueden ser una parte de la solución, lo descarta, “ya que el destrozo que produce es mucho mayor que los beneficios que pueda generar”.

En términos parecidos se expresó Eustaquio Villalba, portavoz de la Asociación Tinerfeña de Amigos de la Naturaleza (ATAN), que en declaraciones a este periódico calificó de “disparate” el proyecto de trenes por su “gravísimo impacto ambiental”. “Hace años hice un estudio y no hay ninguna isla en el mundo del tamaño de Tenerife que base su sistema de transportes en ferrocarriles”, señaló.

Para Villalba, el problema de la movilidad en la Isla “no se ha afrontado con tiempo ni se han pensado en otras opciones más allá del disparate del tren, olvidándose de que el transporte público en un territorio insular como este es la única posibilidad de conseguir una movilidad racional que no lleve al colapso”.

carriles únicos

Villalba plantea como “única opción” apostar por carriles únicos para guaguas y descarta soluciones como el túnel de Erjos, bajo el macizo de Teno, cuyas obras se encuentran actualmente en ejecución. “Los políticos solo piensan en construir, construir y construir carreteras y autopistas, y ese no es el camino para frenar un problema gravísimo que se veía venir; yo mismo participé en debates en los años 90 en los que ya se hablaba de los problemas en la rotonda del Padre Anchieta, en La Laguna, y de ampliar las autopistas”.

La realidad demuestra que con más de 840.000 vehículos censados y 1.550 kilómetros de carretera, Tenerife no está preparada para soportar tal densidad de automóviles. Desde el Cabildo se trabaja en la redacción del Plan Insular de Movilidad Sostenible, que incluye un proceso de participación ciudadana, con el objetivo de que Tenerife cuente con un instrumento de planificación durante los próximos 20 años.

Como punto de partida, el proyecto aporta dos datos llamativos: el 73% de los traslados en la Isla se realizan en coche particular, mientras que el uso del transporte público apenas llega al 10%. El resto de la población se mueve a pie.

TE RECOMENDAMOS