sociedad

La DGT anuncia el dispositivo que será obligatorio desde julio

Aunque algunos de estos sistemas de asistencia ya son obligatorios en los modelos de vehículos de nueva homologación, aquellos que aún no los incorporan deberán adaptarse
DGT

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha anunciado el lanzamiento del programa ADAS (Sistema Avanzado de Asistencia a la Conducción) con el objetivo de mejorar la seguridad vial y reducir la siniestralidad. A pesar de las medidas ya existentes, como señales, límites de velocidad, radares, agentes de tráfico y normativas de conducción, el número de víctimas mortales en accidentes de carretera ha aumentado en comparación con el año anterior.

Aunque algunos de estos sistemas de asistencia ya son obligatorios en los modelos de vehículos de nueva homologación, aquellos que aún no los incorporan deberán adaptarse. Entre estos dispositivos se encuentra el Registrador de Datos de Eventos (EDR), que funciona de manera similar a la caja negra de un avión y se activa en caso de accidente.

El EDR es un pequeño dispositivo, del tamaño de un teléfono móvil, que contiene un microchip encargado de registrar diversos datos sobre la conducción. Para su correcto funcionamiento, debe instalarse debajo del asiento del conductor. Sus funciones incluyen la grabación de la telemetría del vehículo, registrando información como aceleración, velocidad, ángulo de giro, fuerza G, revoluciones por minuto del motor y frenadas.

TE PUEDE INTERESAR