Sociedad

Canarias es la comunidad autónoma con mayor mortalidad infantil de España

La calidad de vida sigue descendiendo en el Archipiélago, donde también se produce el principal aumento en los fallecimientos

Fachada de una sede de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias. DA

La nueva entrega del Instituto Nacional de Estadística (INE) sobre índices demográficos básicos, realizada ayer, ha desvelado que Canarias es la comunidad autónoma con la mayor mortalidad infantil de España, un índice particularmente negativo en lo que se refiere a la sanidad isleña.

Además, esta recopilación de datos sobre el año pasado detalla que dicho aumento de la mortalidad infantil no se debe a un crecimiento de la natalidad, sino que el contexto es exactamente el contrario, por cuanto en Canarias sigue cayendo la natalidad. Por si fuera poco, la calidad de vida sigue cayendo en el Archipiélago, a tal punto que ya es inferior en un año a la media estatal.

Sin duda, la mayor alarma se registra en las estadísticas sobre mortalidad infantil, un índice que se situó en las Islas durante el año pasado en un total de 4,1 fallecidos por cada 1.000 nacidos en Canarias, frente a 2,59 a nivel nacional.

Pero, como recordaba ayer el exdirector de Salud Pública del Gobierno regional Ricardo Redondas, “es cierto que la mortalidad infantil (fallecidos por cada 1.000 nacidos vivos) es un buen indicador sanitario, pero todavía se relaciona más íntimamente con la calidad sanitaria la mortalidad neonatal (fallecidos en los primeros 28 días) y la mortalidad neonatal temprana (fallecidos en los primeros 7 días). En estos indicadores también somos los últimos a nivel nacional. La mortalidad neonatal temprana en Canarias (2,32) es el doble que la media nacional (1,17)”.

Lo peor es que, tal y como se comprueba en las bases de datos del INE, la estadística del año pasado es parte de una tendencia evidente que se arrastra desde 2004, año en que ambas provincias canarias empezaron a presentar una mayor mortalidad infantil superior a la media nacional.

Lamentablemente, esta nueva entrega sobre el Movimiento Natural de la Población también confirma que la natalidad sigue descendiendo en Canarias, como se ha dicho, donde se ha pasado de los 20.127 nacimientos registrados en 2005 a los 14.638 computados durante el año pasado. Aunque en este apartado hay comunidades aún peores que la canaria, como, por ejemplo, Galicia (con una bajada del 10,2% en la tasa de variación anual de natalidad), lo cierto es que las Islas ofrecen un descenso del 7,2%, el sexto mayor de toda España y lejos de la media estatal, situado en una caída del 4,1%.

Otro dato bastante negativo para un Archipiélago donde se disfruta de un clima excelente y se presume literalmente de tratarse de un paraíso se encuentra en la esperanza de vida, donde Canarias figura en la cuarta por la cola, con 82,3 años, frente a la media estatal, que según el INE fue el año pasado de 83,3 años. Solo Andalucía y las dos ciudades autónomas, Ceuta y Melilla, cuentan con indicadores aún peores, mientras que los españoles que, de media, viven más, son los madrileños (84,8 años), seguidos de los navarros (84,2 años) y los castellano-leoneses (83,9 años).

Por último, el dato más lúgubre: Canarias también fue, durante 2018, la comunidad donde más aumentó la mortalidad, con un crecimiento del 5,7%, frente a la media estatal fijada en el 0,4%.

El crecimiento vegetativo sigue siendo negativo en las Islas

El crecimiento vegetativo de la población residente en la comunidad autónoma de Canarias fue negativo en 1.478 personas respecto a los datos del pasado año. Este es el resultado de restar a los 14.638 nacimientos registrados en las Islas las 16.116 defunciones contabilizadas en el mismo período. Según los resultados de la encuesta sobre el Movimiento Natural de la Población, cuyos datos provisionales fueron publicados ayer a la espera de la tradicional actualización de cada diciembre, la tasa bruta de mortalidad de Canarias, es decir, el número de defunciones por 1.000 habitantes, es de 7,4, la quinta del Estado.