la orotava

La Hijuela del Botánico ofrecerá visitas guiadas por sabios y sabias

Un grupo de doce personas, voluntarios y mayores de 55 años participan en un proyecto educativo para dar a conocer y poner en valor el jardín, que alberga árboles de gran interés
Voluntarios, formadores y responsables de las instituciones que participan en el proyecto después de su presentación al público. DA
Voluntarios, formadores y responsables de las instituciones que participan en el proyecto después de su presentación al público. DA
Voluntarios, formadores y responsables de las instituciones que participan en el proyecto después de su presentación al público. DA

Son voluntarios, mayores de 55 años y jubilados. Pero sobre todo, tienen un gran interés y curiosidad por dar a conocer un espacio que consideran mágico: la Hijuela del Botánico.

Este jardín de La Orotava ubicado en el casco histórico, fue declarado Bien de Interés Cultural (BIC) en el año 2008 dado que alberga árboles de gran interés por sus dimensiones, antigüedad, rareza o procedencia y no solo de Canarias sino de diferentes partes del mundo.

Con el objetivo de dar a conocer su riqueza, un grupo de 12 sabios y sabias ofrecerá de manera altruista visitas guiadas a partir del próximo mes. Se organizarán para grupos reducidos y su duración no excederá los 45 minutos dado que se quiere preservar la tranquilidad del lugar.

Para participar en este proyecto educativo, turístico y cultural, los voluntarios recibieron el año pasado formación específica acerca del patrimonio natural, cultural, científico y etnográfico que posee este emblemático lugar, en el que, aprovechando sus características, también se desarrollarán talleres fotográficos y de creación literaria. Asimismo, se les dotó de las herramientas necesarias para transmitir con mayor eficacia y de una forma atractiva sus conocimientos a los turistas y visitantes que se acercan a la Hijuela.

Así lo anunció ayer el concejal de Medio Ambiente y Cambio Climático, Luis Perera, quien presentó la iniciativa acompañado de varios de los voluntarios; el alcalde, Francisco Linares; el jefe de la Unidad de Acciones Sostenibles del área de Desarrollo Sostenible y Lucha contra el Cambio Climático del Cabildo de Tenerife, Víctor García; el director de la Fundación Telesforo Bravo, Jaime Coello; el botánico José García Casanova; el experto en Interpretación y Educación Ambiental, Pedro Miguel Martín; y el director del Jardín de Aclimatación de La Orotava, Alfredo Reyes.
Los tres últimos estuvieron a cargo de la formación de los ‘sabios y sabias’ junto con el técnico municipal de Patrimonio Cultural, Pablo Torres.

Jaime Coello, director de la fundación que coordinará las visitas, valoró este proyecto ya que permite potenciar el valor de este singular jardín, todo un referente en Canarias y con múltiples valores. En este sentido, abogó por seguir formando a más voluntarios para poder ampliar la oferta.

Por su parte, Víctor García esperó que esta acción sea la base para crear nuevas redes en otros puntos de la Isla que también cuentan con espacios de gran interés botánico como pueden ser el Jardín del Puerto de la Cruz, el de las Pirámides de Güímar o el Palmétum, en Santa Cruz de Tenerife.

Por último, Francisco Linares recordó que el lugar ha vivido una auténtica “revolución” en los dos últimos años, en el que pasó de ser desconocido pese a estar en pleno núcleo urbano. a recibir a diario cientos de visitas. A su juicio, en este proceso ha influido que durante todo el día el jardín esté abierto al público.

El mandatario se refirió al espacio como “una auténtica aula abierta, donde se viene a disfrutar y aprender cosas que no están en los libros”, y animó a todos los centros educativos de la Isla a que lo visiten.

TE PUEDE INTERESAR