tenerife norte

El Cabildo de Tenerife valora una línea de ayudas para quienes perdieron sus viviendas en los incendios

Pedro Martín visita los municipios dañados por el fuego y las fuertes rachas de viento y asegura que se intenta buscar alternativas “allí donde es más difícil que lleguen otras instituciones”, como colaborar con las familias cuyos inmuebles se han visto afectados
Pedro Martín visita las zonas afectadas por los incendios.
Pedro Martín visita las zonas afectadas por los incendios.
Pedro Martín visita las zonas afectadas por los incendios.

El Cabildo de Tenerife valora una línea de ayudas para los vecinos que perdieron sus viviendas en los incendios que asolaron a la Isla el domingo 23 de febrero en Santa Úrsula, La Orotava, Los Realejos y Puerto de la Cruz, aseguró ayer el presidente insular, Pedro Martín, durante la visita que realizó a los núcleos afectados.

“Estamos buscando alternativas allí donde sabemos que es más difícil que lleguen otras instituciones, como es el caso de las familias que han perdido sus casas para intentar colaborar en estas primeras etapas y que puedan intentar poco a poco recomponer sus hogares y ayudarlos en este momento tan complicado”, declaró el presidente.

Para ello, la Corporación insular ha solicitado a los ayuntamientos que hagan un listado tanto de los inmuebles afectados como de su valoración. “En ese trabajo estamos desde la semana pasada y continuará unos días”, precisó.

Acompañado por los consejeros de Agricultura y de Gestión del Medio Natural y Seguridad, Javier Parrilla Gómez e Isabel García Hernández, respectivamente, y el director insular de Seguridad, Cayetano Silva, Pedro Martín comenzó el recorrido en la localidad de Santa Úrsula, donde se registró el mayor número de viviendas dañadas por el fuego en mayor o menor medida, un total de 35. Allí los recibió el alcalde, Juan Acosta, y varios concejales del grupo de gobierno, con quienes mantuvieron una reunión previa en el Consistorio norteño.

Al finalizar, realizaron una visita a las principales áreas afectadas, las calles Monroy, Tijarafe, Paseo de Cala y el núcleo de La Quinta, así como los cinco inmuebles que ayer empezaron a ser demolidos debido a los daños sufridos y del riesgo que suponían para la seguridad por la posibilidad de derrumbe.

Juan Acosta de “muy complicada” la situación debido a que todavía hay viviendas que no han podido ser valoradas y a ellas hay que añadirle los terrenos y animales que también se perdieron. Por eso, el Ayuntamiento habilitó una oficina de atención ciudadana que se mantendrá abierta hasta mañana para que los vecinos hagan llegar sus afecciones y poder hacer una valoración de las mismas.

Por último, dijo que la ciudadanía se encuentra en “un shock intenso” del que todavía no se ha recuperado porque mucha gente “ha tenido que dejar atrás su modo de vida”.

De allí se trasladaron a La Orotava donde los esperaban el alcalde, Francisco Linares, y varios concejales. Lo primero que hicieron fue recorrer El Rincón, donde el viento causó estragos en las plataneras. El presidente de la Agrupación de Propietarios del lugar, José Enrique Ascanio, detalló los perjuicios que repercutirán también en la próxima cosecha “y en ocasiones también habrá que arrancar los árboles y por lo tanto, puede haber 18 meses sin producción”. Los daños, añadió, no se limitan a las plantaciones sino a todas las personas que viven de ellas y a las que trabajan allí.

También se planteó la situación en otros cultivos, como los aguacates, “un producto que se cotiza mucho pero que hemos podido comprobar ha quedado destrozado tanto por el incendio como por el viento, y buena parte de la fruta ha quedado en el suelo”, dijo Martín.

Los daños en la agricultura se extendieron a los viñedos y la papa. Los propietarios plantearon la propuesta de habilitar una serie de ayudas por la vía de urgencia mediante las tres administraciones con representación en el Consorcio El Rincón para solventar los daños y ayudar a los propietarios y agricultores.

En este sentido, el presidente aclaró que el Cabildo no tenía líneas específicas para ello ni tampoco las competencias. “Por eso estamos colaborando con los ayuntamientos y las Agencias de Extensión Agraria para ubicar los destrozos, delimitar las zonas, y hacer valoraciones económicas que luego permitan gestionar con el Gobierno de Canarias y el Estado ayudas económicas”, ya que son ambas administraciones las que las tienen competencias.

El siguiente punto de visita fue Las Candias, donde las fuertes rachas de viento tiraron un muro que aplastó varios coches y al mismo tiempo, las llamas quemaron una vivienda.
En la Villa, los daños en infraestructuras públicas rondan hasta el momento los 680.000 euros mientras que en las zonas verdes han supuesto la desaparición de unos 70 árboles y en la agricultura superan en algunas plantaciones el 80%.

En La Montañeta,en Los Realejos, los esperaba el primer teniente de alcalde, Adolfo González, con quien valoraron las consecuencias en la agricultura, sobre todo en las papas, aguacates y frutales. “Eso de salir el fuego de las palmeras no lo hemos visto nunca en el municipio”, confesó González.

Asimismo, el también concejal de Promoción Económica y Desarrollo de Infraestructuras Municipales, añadió que en Icod el Alto, donde se desplazaron después, “el fuego se metió en el barranco del Terrero y por fortuna, no hubieron daños mayores. Si se hubiera complicado, las llamas alcanzaban la ladera de Tigaiga”, dijo.

El último municipio al que acudieron fue Puerto de la Cruz y en concreto, a La Asomada, donde todavía se pueden ver las consecuencias de las llamas en varias viviendas. Allí, el alcalde, Marco González, destacó la colaboración de los vecinos que hicieron “una gran cadena humana” para apagar el fuego.

Zona Afectada Gravemente por una Emergencia de Protección Civil

Los alcaldes de La Orotava y Santa Úrsula, Francisco Linares y Juan Acosta, respectivamente, anunciaron que presentarán al Pleno una moción para declarar al municipio Zona Afectada Gravemente por una Emergencia de Protección Civil (zona catastrófica). En el primer municipio se prevé debatir hoy y en el segundo, el viernes, el mismo día que el PSOE insular llevará dos iniciativas sobre este mismo asunto a la sesión plenaria. La primera de ellas dirigida al Gobierno central en este mismo sentido y la segunda, al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, para recuperar los 420 millones de euros de apoyo público a las comunidades autónomas destinados a seguros agrarios. Pedro Martín explicó que en el primer caso, hay que “hacerlo con criterio” porque los daños no se han producido en un único municipio o han arrasado un ámbito completo, sino en varios lugares y muy cerca de barrancos, que han servido como propagadores del fuego por la potencia del viento

TE RECOMENDAMOS