Educación

La Universidad da el último adiós a la profesora Sonia García Hernández

Impartía materias sobre Biología Animal, Edafología y Geología en la ULL; sus alumnos destacan la pasión con la que explicaba y recuerdan que fue una de las primeras docentes trans de toda España

La doctora Sonia García, durante un curso de genética aplicada a la mejora y selección de las razas caninas que impartió en la Isla. Sociedad Canina de Tenerife

Consternación y rabia a partes iguales se percibían ayer en la Facultad de Ciencia de la Universidad de La Laguna, al tener conocimiento del fallecimiento repentino de una de sus docentes, Sonia García Hernández, especialista en Biología Animal, Edafología y Geología. Una noticia de la que el Consejo de Estudiantes se hizo eco por medio de las redes sociales, lamentando la pérdida de quien también “fue, si no la primera, de las primeras profesoras que se declaró abiertamente transexual” en la institución académica tinerfeña y, a su vez, de toda España.

Por ello, proseguía el órgano de representación del alumnado, “queremos homenajearla por todo el esfuerzo y las barreras que ha tenido que superar, tanto ella como su colectivo en general”. En este sentido, recordaban que la ULL creó este año “el Reglamento de Atención a la Diversidad de Género y para el Acompañamiento a Estudiantes Trans”, el cual, enfatizaron, ha sido posible “gracias a personas como Sonia, que han luchado de forma incesante por superar todas las dificultades con las que lamentablemente se encontró en su camino”.

Y lo cierto es que Sonia García, que falleció a los 66 años, llegó a ser una eminencia en sus campos de estudio. Licenciada en Ciencias Químicas por la ULL en 1976, con Premio Extraordinario, se doctoró cuatro años más tarde en la misma rama con la tesis Interpretación cinética de la geoquímica de alteración de la sílice a baja temperatura (25ºC), obteniendo sobresaliente Cum Laude y, de nuevo, otro premio extraordinario. Posteriormente se trasladó a la Universidad de París, donde cursó estudios avanzados (DEA) en Mineralogía y Geoquímica. Asimismo, asistió a seminarios en prestigiosos centros educativos, como el Departamento de Química Mineral de Haut Rhyn (Francia), el Instituto Geológico de Estrasburgo, el Centro de Análisis de Suelos de Arras, el Departamento de Ciencias de la Tierra de la Universidad d’Orleans o el Departamento de Geoquímica de la Superficie de la Universidad de Poitiers. Disponía, además, de un Máster en Evaluación Multidisciplinar de Riesgos Ambientales para la Salud Humana expedido por la Universidad de Siena (Italia).

Como docente, comenzó en el curso 1978/79, siendo profesora ayudante de Edafología y Química Agrícola. Más tarde obtuvo una plaza de titular, asumiendo, a su vez, diferentes materias en las facultades de Química y Biología. Coordinadora y directora de distintos cursos internacionales, tanto a través de la ULL como del Colegio Oficial de Biólogos, fue fundadora del European Glass-Ceramic Group. Y en el plano de la investigación, despuntó por haber liderado diferentes proyectos: a nivel europeo, iniciativas de los programas Tempus y Brite-Euram; a escala nacional, dos estudios con el Ministerio de Educación y la Comisión Interministerial de Ciencia y Tecnología, y en el ámbito canario, otros seis proyectos junto al Gobierno autonómico. A ello se sumarían decenas de publicaciones en revistas extranjeras.