Candelaria

La calle Vence tendrá nueva red de agua de abasto para acabar con sus reiteradas fugas

La vía se cortará mañana para acometer el final de una demanda histórica de los vecinos en una zona de gran expansión urbana en Candelaria

Gráfico por donde se cortará la calle y donde se harán los trabajos / DA

El Ayuntamiento de Candelaria, a través de la empresa concesionaria del servicio de Agua, Aqualia, ha atendido, después de casi 20 años de demanda vecinal, la mejora de la red de abastecimiento de agua en la calle Vence, que va desde la TF-28 hasta la TF-247, también conocida como la carretera de Los Peneras, que une los núcleos de Araya, Las Cuevecitas y Malpaís, en la zona alta del municipio.

Con tal motivo, el Ayuntamiento informó ayer de un corte de vía y de suministro de agua mañana, por trabajos para la instalación de la nueva conexión de la red de abastecimiento de agua municipal.

De esta manera, será necesario interrumpir el tráfico temporalmente en la calle Vence, desde las 8.00 horas de ese día hasta la finalización de las obras. Por este motivo, previsiblemente se suspenderá el suministro de agua el jueves, puntualmente, mientras se realiza la conexión de las nuevas tuberías: Vence, Guanches Virgen de Candelaria, El Madroño, Acebiño, Camino El Encajonado, Barranquillo Hondo, Esterlitzia y la zona El Falsete en la carretera general TF-28.

De igual manera, desde el Consistorio se recomienda a los vecinos que tengan reservada agua en sus depósitos para atender la demanda mientras permanezcan las obras.

reasfaltado

La calle Vence, de unos 900 metros, ha sido objeto de fugas de agua continuas a lo largo de las dos últimas décadas, cuando se han multiplicado por cuatro sus viviendas, además de las que actualmente se construyen, siendo uno de los lugares de mayor esparcimiento urbano del municipio.

Ese aumento ha obligado al cambio de las tuberías obsoletas para permitir mayor caudal y evitar las fugas. Además, la intención del Ayuntamiento es reasfaltar la vía una vez concluya la nueva acometida, aunque sigue pendiente otra demanda histórica en medianías, el alcantarillado.