cultura

‘Madres paralelas’, nominada al Bafta a la mejor película de habla no inglesa

La Academia Británica de las Artes y Ciencias Cinematográficas y de la Televisión celebra su gala de entrega de premios el 13 de marzo
El director de cine Pedro Almodóvar. / José Oliva (Europa Press)

Madres paralelas, el filme de Pedro Almodóvar, es uno de los cinco títulos que optan al premio a la mejor película de habla no inglesa en los Bafta 2022. La 75ª edición de la entrega de premios que cada año concede la Academia Británica de Cine y Televisión tendrá lugar el 13 de marzo en una gala que se celebrará en el Royal Albert Hall de Londres y en la que Dune, de Denis Villeneuve, parte como gran favorita con un total de 11 nominaciones.

La película del cineasta manchego, protagonizada por Penélope Cruz, Milena Smit y Aitana Sánchez-Gijón, competirá por el premio con La peor persona del mundo, del noruego Joachim Trier; Drive my car, del japonés Ryûsuke Hamaguchi; Fue la mano de Dios, del italiano Paolo Sorrentino, y Petite maman, de la cineasta francesa Céline Sciamma.

La nominación al Bafta de Madres Paralelas llega una semana después de que el filme de Almodóvar también fuera nominado al premio a mejor película extranjera en los premios César del cine francés.

La Academia Británica de las Artes y Ciencias Cinematográficas y de la Televisión anunció sus nominaciones, en las que Dune, la épica adaptación del clásico de ciencia ficción dirigida por Denis Villeneuve, parte como gran favorita con las citadas 11 candidaturas. Le siguen El poder del perro, de Jane Campion, con ocho nominaciones, y Belfast, de Kenneth Branagh, que opta a seis premios.

Junto a las tres favoritas, por el Bafta a la mejor película del año optan también Licorice Pizza, de Paul Thomas Anderson, y No mires arriba, de Adam McKay. Las 10 candidatas al premio al mejor filme británico del año son la propia Belfast, Ali & Ava, Claroscuro, Cyrano, Después del amor, Hierve, La Casa Gucci, Sin tiempo para morir, Todos hablan de Jamie y Última noche en el Soho.

Esta 75ª edición, que en su ceremonia de entrega tendrá como presentadora a la actriz y comediante australiana Rebel Wilson, vuelve a reflejar un cambio de tendencia en los premios más importantes de la Academia británica. Tras una innovadora revisión de diversidad de la institución en 2020, los BAFTA han destacado por nominar tanto a producciones de Hollywood como a otras de corte independiente, con protagonistas de diferentes etnias y filmes de diversas nacionalidades.

“La clave de toda la revisión es asegurarse de que más votantes vean más trabajos y todos los cambios se orientaron a eso. Se trata de nivelar el campo de juego”, aseguró Krishnendu Majumdar, presidente de los Bafta, en declaraciones a Variety. “No se trata de estipular cuotas [en las nominaciones], porque no sentimos que eso fuera correcto y la gente no quería eso. Solo quieren que su trabajo sea reconocido”, añadió.

Prueba de ese cambio de paradigma son las nominaciones de esta 75ª edición, que siguen la línea ya marcada por los Bafta otorgados el año pasado, en los que títulos como Rocks, El glorioso caos de la vida o The Mauritanian obtuvieron varias nominaciones. En este caso, destacan especialmente la categoría a la mejor dirección, en la que están nominadas tres mujeres cineastas (Jane Campion, por El poder del perro, Audrey Diwan, por El acontecimiento, y Julia Ducournau, por Titane) y tres realizadores que han rodado en una lengua diferente al inglés (las cineastas francesas Diwan y Ducournau y el japonés Ryûsuke Hamaguchi con Drive my car).

Entre las ausencias de las nominaciones, la más destacada es la de Kristen Stewart, quien no ha logrado una candidatura a la mejor actriz por su papel de Diana de Gales en Spencer.

TE RECOMENDAMOS