Un cuento de miedo

¿Recuerdan a don Florencio? Ese mismo, al que no dejaban ni morir. En este caso ocurrió que aparecieron por aquel pueblo los hijos de antiguos amigos del Nuevo Continente. Dos

Barahúnda

A don José le salió un grano en su párpado inferior izquierdo. No le gustó. A doña Adela tampoco

Sendero II: Montaña de Tafada

Un paseo por esta zona de Anaga, si el día está soleado, permite de disfrutar de unos paisajes poco vistos y que, según mi modesta opinión, merecen la pena. Un

Recordando II

¿Se imaginan un chaval de 16 años, más inocente de lo normal, metido en un viaje de cinco días, él solo, aunque ayudado en alguna ocasión?

Barahúnda

A don José le salió un grano en su párpado inferior izquierdo. No le gustó. A doña Adela tampoco. Así que pidieron consulta al afamado oftalmólogo sin hacer caso de

Túnel

Al principio todo fue bien. El deslizarse mente y espíritu por la concavidad, aún con cierta luminosidad, a sus espaldas le reconfortaba y le permitía soñar con una rápida travesía

Túnel

Al principio todo fue bien. El deslizarse mente y espíritu por la concavidad, aún con cierta luminosidad, a sus espaldas le reconfortaba y le permitía soñar con una rápida travesía

Túnel

Al principio todo fue bien. El deslizarse mente y espíritu por la concavidad, aún con cierta luminosidad, a sus espaldas le reconfortaba y le permitía soñar con una rápida travesía.

Una del salvaje oeste

Amanecía. Las franjas de colores de la alborada se extendían como cables rojos de montaña a montaña en un gigantesco teleférico de otro mundo

La Laguna de las moscas

Lo cierto es que pocos habitantes de la isla conocen la existencia de la laguna. Y los que la conocen dicen simplemente eso: La laguna.