la palma

El informe de Estados Unidos sobre el TMT se presentará la próxima semana

De la 'Decadal Survey' dependerá la ubicación final del telescopio, que aspira a ser el más potente y avanzado del planeta y cuya instalación se debate entre Hawái y La Palma
Recreación del Telescopio de Treinta Metros (TMT), que será el más potente y avanzado del planeta | G3 ENGINEERING

La Decadal Survey, informe que realiza la comunidad científica de Estados Unidos cada década para decidir el rumbo de las inversiones en materia científica del Gobierno federal para los próximos 10 años, se presentará el próximo jueves, 4 de noviembre, tras meses de demora debido a la pandemia de la COVID-19. De dicha hoja de ruta depende el futuro del Telescopio de Treinta Metros (TMT, por sus siglas en inglés), pues en ella se aborda la idoneidad de optar por el que hasta ahora ha sido el “lugar preferido” del consorcio internacional que promueve la infraestructura, el monte de Mauna Kea, en Hawái, o el Roque de los Muchachos, en La Palma, como plan B del grupo promotor.

En la isla del Pacífico, los impulsores del que espera ser el instrumento de observación más potente y avanzado jamás construido se han topado con una fuerte oposición de la comunidad nativa, en la medida en que esta entiende que la montaña donde se pretende ubicar es tierra “sagrada”, de acuerdo con sus preceptos culturales. En La Palma, por el contrario, según las encuestas efectuadas hasta la fecha, un 94% de los canarios está a favor del gigante astrofísico, si bien un colectivo ecologista mantiene una batalla judicial con la instalación por su supuesto impacto en las cumbres palmeras, sobre el que existen informes favorables tanto de administraciones públicas como de entidades independientes.

Varios socios del consorcio, como India o Canadá, se han manifestado partidarios de, vistas las dificultades experimentadas en Hawái, optar por la opción alternativa, tal y como han declarado a distintos medios de comunicación de sus respectivas naciones a lo largo del último año y medio. Sin embargo, según ha podido saber DIARIO DE AVISOS, Japón continúa siendo el principal detractor de que esto ocurra, teniendo en cuenta los aparatos que el país nipón tiene emplazados en Mauna Kea, como los telescopios Subaru, que, entienden las autoridades, puede complementarse con el TMT. La entrada de la Administración Biden en el consorcio decantaría la balanza hacia un enclave u otro.

De otra parte se encuentra la sentencia de un Juzgado de lo Contencioso-Administrativo de Santa Cruz de Tenerife, que en agosto dio parcialmente la razón a los ecologistas de Ben Magec en su intento de que el TMT no contara con licencia de construcción en La Palma, como adelantó el DIARIO. Este fallo tuvo lugar por motivos de carácter administrativo en la tramitación de la cesión de monte público, no de tipo ambiental. No obstante, tanto el consorcio como el Cabildo y el Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC) anunciaron que recurrirían dicho auto al Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Autónoma.

TE RECOMENDAMOS